Deja de conformarte con amores a medias

Mereces más que amores a medias

Nuestra generación se ha vuelto muy buena para conformarse con menos de lo que merecemos. Todo el mundo excusa al otro "por la falta de tiempo" y porque "peor es nada". Hemos empezado a tomar los restos que encontramos en el camino y olvidamos que merecemos mucho más que sólo pedazos.

Sé que es fácil acostumbrarse a esa vida; sin darte cuenta, pierdes de vista tu propio valor. Pero mereces amor. Mereces alguien que te hable con respeto y cariño, alguien que te ponga primero, que te de el mundo y te aprecie por todo lo que eres. Si el otro no quiere comprometerse, no vale tu tiempo. No es justo darle tu tiempo a alguien que prefiera a sus amigos sobre ti o que mantenga un estatus "indefinido" contigo. "A medias" no se construye nada.

Quien te ame, lo hará intensamente y por completo. Será constante, no sólo cuando las cosas vayan bien, sino también cuando vayan mal. La vida no es perfecta y en toda relación existen altibajos pero si es la persona adecuada para ti, estarán juntos por encima de cualquier obstáculo.

Te mereces un amor que te haga sentir segura y especial, no uno al que tengas que convencer y perseguir todo el tiempo. No te conformes. No es que tengas que estar con alguien que te dedique las 24 horas del día o que no tenga vida propia, pero sabes que no deberías aceptar a alguien que no haga un esfuerzo por estar a tu lado.

Te mereces un amor que te motive a seguir adelante cuando es demasiado difícil dar un paso más, no uno que aparezca y desaparezca y te haga dudar. Mereces a alguien que elijas y quien te elija todos los días porque ambos quieren estar con el otro y con nadie más.

Pero hasta que no entiendas tu verdadero valor y lo que mereces, no podrás encontrar ese amor completo.  Todos pasamos por malas relaciones, es parte de crecer pero una vez que te des cuenta de a quién buscas, dejarás de conformarte con amores a medias.

Pero la verdad sobre el amor es que no lo esperarás y no lo verás venir…simplemente llegará en la forma que mereces. Y tal vez esa es la belleza de ello. El amor aparece de la nada y te sorprende, aparece de la nada y te cambia para mejor. Un día te enamorarás y por primera vez, todo se sentirá justo como debería ser.

 

Te recomendamos en video