Si quieres ser feliz, deja de esperar esto de las personas que te rodean

Para ser feliz no puedes esperar a que los demás actúen como quieres

El impacto de otras personas en nuestras vidas es inevitable, sin embargo ser feliz debe ser nuestra prioridad. Cuando nos dedicamos a mirar lo que hacen los demás y esperar a que cumplan nuestras expectativas, nos auto destruimos ya que es obvio que terminaremos decepcionados.

Las expectativas que tenemos se basan en nuestro punto de vista individual que está formado por experiencias pasadas, fracasos, logros, dolor, momentos felices y todas las cosas por las que hemos pasado.

En otras palabras, las expectativas son una forma de idealizar algo a futuro en función de lo que hemos vivido.  Éstas son ideas poco realistas y una razón para la decepción que conducen a la ruptura de relaciones que podrían haber durado.

Esta es la cuestión de vivir con expectativas: pueden tener efectos tanto positivos como negativos así que no es que no debas vivir esperando lo mejor sino que simplemente no puedes vivir esperando a que otros actuarán o pensarán como tú y eso solo te llevará a un sufrimiento interno que robará tus energías y tu brillo.

Aquí te damos 5 cosas que debes dejar de esperar de los demás para ser feliz.

Validación

No esperes que otras personas validen lo que eres. Tu valor está dentro de ti y no depende de nadie más. Otras personas están sintonizadas con sus propias vidas, ocupadas proyectando sus necesidades y deseos en el mundo que les rodea. No están disponibles emocional o mentalmente para confirmar que lo que haces o piensas es válido. Lo que dicen y hacen contigo es un reflejo de sus propias expectativas y no debe confundirse con las suyas. Deja que tu pasión te guíe, no los demás. No necesitas la aprobación de nadie para estar completa.

Alabanza y aprecio

Puedes recibir elogios, o no. No puedes depender de otros para sentir que estás haciendo bien las cosas. Si haces cosas buenas esperando que otros lo reconozcan, te preparas para la decepción porque nadie tiene tiempo ni la dedicación para mantenerte en un pedestal . No hagas algo para ganar la gratitud de la gente; haz algo porque quieres hacerlo o porque va con tus valores. Aplaude tus propios logros cuando así lo quieras. No importa lo que otros vean, lo que importa es lo que piensas de ti misma. Esto lleva a la auto-validación.

Deja de esperar que vivan según tus estándares

Todos somos educados de diferentes formas y no debemos esperar a que otros vean la vida del mismo modo que nosotros o que actúen según nuestros valores.

Deja de esperar que estén de acuerdo con todo lo que dices

Es lógico, los seres humanos tenemos diferentes formas de pensar y actuar así que no esperes a que los demás estén de acuerdo con tu forma de hacerlo. No te pongas de malas ni tampoco los odies si alguien te lleva la contra, puedes sacar provecho para debatir y crecer.

Perfección

Nadie es perfecto. Si ves las imperfecciones como perfectas, entonces nunca te sentirás decepcionada. Sin embargo, muchas veces tensamos nuestras relaciones cuando señalamos los errores de los demás como el fin del mundo. Permite que las personas se equivoquen y aprendan de ello. Piensa en cómo sería la vida si nadie se equivocara. Seríamos un mundo lleno de robots fríos sin emociones.

Deja de esperar a que lean tu mente

Algunas personas tienen una intuición mejor afinada, pero otras simplemente no pueden leer los pensamientos de nadie. El hecho de que sea más sensible y comprenda cómo se sienten los demás no significa que otras personas estén en la misma frecuencia. No todos son psíquicos (si no es que nadie) así que si piensas o sientes algo ¡exprésalo! La comunicación honesta y abierta también crea relaciones más sólidas.

Deja de esperar a que te levanten siempre que caes

Por supuesto, los buenos amigos y la familia te ayudarán cuando lo necesites, pero no cuentes con ellos para levantarte en todo momento. Todos tenemos nuestras batallas y no puedes esperar a que otros estén siempre frente a las tuyas. Nadie puede soportar el peso de sus problemas más los tuyos al mismo tiempo así que trata de entender su punto de vista. Ellos quieren ayudar, pero no pueden estar 24/7 sobre ti. Eso no significa que no les importes, solo significa que debes canalizar tus fallas y pelear tus propias batallas.

 

Te recomendamos en video