Un vaso de vino tinto al día mantiene controlados a los adictos al alcohol, según un estudio

Estudios anteriores han sugerido que el vino tinto, con moderación, puede ser bueno para su corazón.

Estudios anteriores han sugerido que el vino tinto, con moderación, puede ser bueno para su corazón, ya que contiene compuestos que disminuyen las enfermedades cardíacas.

Una investigación realizada por la Universidad de Harvard reveló que un vaso de vino tinto al día sí mantiene alejados y relajados a las personas que tienen serios problemas con el alcohol. El estudio también detalló que las personas que no tocaron una gota de alcohol en más de 10 días tienen más probabilidades de ingresar a un centro médico.

En conclusión, aquellos que disfrutan de una bebida, pero no demasiado, tienen menos probabilidades de ser admitidos en el hospital.

El estudio, publicado en la revista Addiction, examinó a 21.000 hombres y mujeres en Italia y encontró que para los bebedores moderados, cuando se mezclan con una dieta típicamente mediterránea, un vaso pequeño de vino (125 ml) al día reduce la posibilidad de necesitar tratamiento médico en comparación con los “boozers” más pesados o los que se abstienen.

Durante seis años, hubo 13.000 ingresos hospitalarios para los participantes, que tenían una edad promedio de 56 años, con serios problemas con el alcoholismo y que trataron de dejar la bebida abruptamente. Aquellos que nunca tocaron una gota tenían un 15% más de probabilidades de encontrarse hospitalizados que el club de cristal al día.

Estudios anteriores han sugerido que el vino tinto, con moderación, puede ser bueno para su corazón, ya que contiene compuestos que disminuyen las enfermedades cardíacas.

Pero el Dr. Ken Mukamal, de la Escuela de Medicina de Harvard, dijo: “No estamos diciendo en absoluto que cualquier abstemio debería comenzar a beber para mejorar su salud, pero si lo hace debe hacerlo con moderación”.

Te recomendamos en video: