En estos casos el lubricante íntimo es un gran aliado

Es importante resaltar que el lubricante íntimo es hipoalergénico y es compatible con todos los preservativos.

El lubricante íntimo es un componente artificial que puede facilitar la vida sexual y volverla mucho más placentera. Una manera de disfrutar plenamente del sexo en todas sus posturas. Actualmente, utilizar lubricantes es una práctica tan común como utilizar preservativos.

A diferencia de la saliva, que tiende a evaporarse y dejar la piel pegajosa con un olor desagradable, el lubricante puede convertirse en tu mejor aliado.

Es importante resaltar que el lubricante íntimo es hipoalergénico y es compatible con todos los preservativos.

¿En qué caso utilizar lubricante íntimo?

El motivo principal es la sequedad vaginal. Aunque la mujer cuenta con lubricación natural cuando está excitada, ayuda a que la penetración sea más placentera disminuyendo el roce y la fricción.

Es ideal para disfrutar del sexo anal, que requiere más lubricación.

Es recomendable para personas que tienen alergia al látex, el agregado del gel íntimo ayuda a deslizar el preservativo en la penetración y aumentar el placer.

También es ideal si el pene de la pareja es de gran tamaño o la vagina es estrecha. El lubricante es una forma muy acertada de prevenir el dolor antes del coito.

Te recomendamos el video: