3 señales que indican inseguridad en tu relación

La inseguridad puede hacer que sufras en tu relación

El amor significa entregarte a lo desconocido, a dar un salto al vacío y compartir lo más intimo de tu ser con quien amas. Una vez que la relación fluye, la pareja entra en una zona de seguridad en la cual no teme mostrarse como es, pero cuando la inseguridad y las dudas irrumpen, el amor puede desmoronarse.

Aunque hay algunas inseguridades en la relación que son totalmente normales, otras pueden hacer que te preguntes si algo anda mal contigo. Si sientes que estás con la persona adecuada y que has hecho todo lo posible para construir una relación sana, la inseguridad puede verse agravada por otra cosa: la frustración. Es difícil cuando sabes que no te sientes bien y no sabes por qué.

Lo más importante que hay que preguntarse en una situación en la que te sientes insegura con tu pareja es si esa persona te hace sentir de esa manera o si es un problema contigo misma.

A menudo, cuando nos sentimos un poco bajas autoestima, podemos ser paranoicas sobre el otro por miedo a que no nos quiera o que esté mirando a otras personas porque no somos lo suficientemente atractivas. Pero a veces una misma es la causa de su propia angustia. La mente puede jugar sucio cuando se trata de seguridad y si dejas que te consuma sobre los hechos, terminarás creando historias y fatalidades que te destruyen a ti y tu relación con el otro.

Si sientes que las cosas están yendo mal en tu relación a causa de la inseguridad que sienten, estos puntos te ayudarán a despejar dudas.

Control y celos

Algunas personas tienen una necesidad muy alta de controlar todo, incluyendo lo que hace la otra persona o lo que uno mismo deja de hacer por su pareja. Cuando una persona busca el control de la otra es porque se siente insegura y puede hasta presentar un trastorno obsesivo compulsivo. Ve la libertad del otro como una amenaza latente de que lo dejará.

Por su parte, los celos provocan que pienses lo peor del otro, que no es capaz de serte fiel o que piensa que otros son mejor que tú.  Mirar el teléfono del otro, mandar mensajes constantes para ver qué está haciendo o cuestionándolo sobre las personas que ve, son acciones tóxicas orilladas por la inseguridad.

Dependencia emocional

La dependencia emocional significa que uno quiere quedarse con el otro para él y nadie más, incluso si él o ella no está contento en la relación, sienten que es demasiado arriesgado para ellos estar solos, y tienen miedo de lo desconocido.

La constante necesidad de afecto y de escuchar que el otro te ama, es también una forma de dependencia emocional. A todos nos gusta que nos demuestren afecto y cariño, pero otra cosa muy diferente es contar las veces que la pareja tiene un gesto cariñoso hacia ti.

Creer que tu valor depende de la presencia y el aspecto de tu pareja, también demuestra la falta de confianza en uno mismo

Guardarte tus opiniones para evitar los conflictos

Las discusiones y desacuerdos son parte de toda relación que contribuyen al crecimiento mutuo. Siempre y cuando se llegue a una solución, esto permite entender cómo funciona la convivencia entre ambos. Muchos optan por guardan sus opiniones para para evitar problemas con el otro ya que de haberlo, creen que terminará la relación.

Esta falta de  comunicación, lejos de evitar problemas, alimentará la inseguridad en el amor.

Te recomendamos en video