¿Me podré reinventar? Iniciar desde cero es difícil, pero no imposible

Si estás en un momento de crisis o de nuevos comienzos en tu vida, estos siete consejos te serán de mucha ayuda para entender que no eres el único que se siente así.

Por: Annette Vaillant

Llegó el momento más temido para una mujer después de cierta edad. Hacen un recorte y te quedaste sin trabajo o la compañía para la cual trabajabas cierra sus puertas por la problemática de la economía. O quizás tu marido te abandonó o murió y no te dejó "tan bien" como esperabas. Te sientes inútil, confundida o aterrorizada.

Por esto es que siempre es tan importante contar con un plan B. Toda persona debe tener "debajo de la manga" algo que podría continuar haciendo si pierde su trabajo o se queda en una situación económica difícil.

Tenemos que identificar aquello que es nuestra pasión. ¿Qué nos gustaría estar haciendo si perdiéramos nuestro trabajo? A esto me refiero cuando hablo de un plan B. Dedica parte de tus energías, sin desatender tu trabajo actual, en ir desarrollando esta otra posibilidad de vida y de ingreso.

Para mí el plan B lo fue mi blog. Mientras manejaba las fan pages de Televisa Publishing siempre pensaba que a esto me dedicaría cuando me retirara. Cada uno de ustedes sabe perfectamente qué es lo que le gustaría hacer si no estuviera trabajando donde trabaja actualmente.

Imagen foto_00000001 

Utiliza tus propias experiencias

Hay una multimillonaria americana de 31 años, Elizabeth Holmes, que creó la compañía Theranos, que se destaca por servicios en tecnologías de salud y laboratorio clínico. Elizabeth siempre le tuvo terror a las inyecciones. Por lo tanto, creó una técnica para obtener resultados con muestras de sangre utilizando solamente una pequeña gota. De esta manera se evita el uso de una aguja para su extracción.

Ella utilizó su propia experiencia. Detectó una necesidad, en este caso, su miedo a las inyecciones, que es algo que tenía en común con muchas personas, y lo convirtió en una industria millonaria. Como diría Ruth Stafford Peale, la esposa del gran escritor y precursor del "pensamento positivo", Norman Vincent Peale (cuyos libros me bebí en mi adolescencia), "encuentra una necesidad y llénala" ("find a need and fill it"). Pues Elizabeth Holmes dice que "eso que podrías hacer, aunque perdieras tu trabajo, eso es tu pasión".

           DESCUBRE MÁS:

 

Convierte los negativos en positivos

Todas las situaciones por las que pasas en tu vida úsalas a tu favor. Busca en ellas una oportunidad. A veces, durante los tiempos difíciles o situaciones límite es donde te das cuenta de que es tiempo de cambiar. Y esto se aplica a todo. Relaciones tóxicas, trabajo, amistades, etc. ¿Pasaste una enfermedad crónica? Ayuda a las personas que están pasando por ella a encontrarle sentido a la vida y a ayúdales con tu experiencia a superarla. ¿Estás cuidando a un ser querido enfermo? Saca tiempo para ti, lee un libro, búscale el lado positivo, pide ayuda de un familiar para que te puedas dar alguna que otra escapada con amistades o familia para agarrar aire y fuerza para recomenzar. ¿Te abandonó tu marido? Duerme en posición diagonal en tu cama, despiértate a media noche y prende la tele. ¡Al fin eres la dueña del control!

Disfruta cada momento. No dependas del futuro para encontrar la felicidad que no hayas en el presente. Trata de vivir al máximo el hoy. Como decía John Lennon: "La vida es aquello que te va sucediendo mientras estás ocupado en hacer otros planes".

Sueña en grande

Según el gran pintor y escultor del Renacimiento, Miguel Ángel, "el mayor peligro para la mayoría de nosotros no es que nuestra meta sea demasiado alta y no la alcancemos, sino que sea demasiado baja y la consigamos". ¡Soñemos en grande! Ponte metas gigantes y fantásticas. Ahora bien, tienes que trabajar fuertemente para lograrlas. Nada te va a caer del cielo. No puedes tomar tu pasión como un hobby. Porque mientras para ti algo es un pasatiempo, cientos de personas están dedicándole 24/7 a sus sueños.

No les temas nunca a los rechazos. Cada vez que recibo un rechazo en alguna ocasión (y han sido muchos, que conste) me digo a mí misma: "Ellos se lo pierden. Ya vendrá algo mejor. No entienden lo que represento", y sigo luchando a capa y espada para conseguir mis metas. Y créeme no hago esto porque me crea mejor que nadie, al contrario, lo hago para lograr superarme, motivarme y no dejarme caer. Nada se da fácil en la vida, nada. Pero, definitivamente, tienes que soñar en grande para que lo que consigas sea algo verdaderamente monumental. No puedes dejar que los tropiezos detengan tus sueños.

 Imagen foto_00000002

Perfecciónate, estudia y practica

Cuando comencé a trabajar en Internet nadie me enseñó cómo manejar un blog ni un fan page ni siquiera una Mac. Por eso me pasaba viendo tutoriales por Internet. Esta fue mi nueva universidad. En Internet logras aprender a arreglar enseres eléctricos, cocinar un plato en 10 minutos, tomar la presión, etc. Así que me la pasaba a veces hasta altas horas de la noche estudiando en esta nueva facultad. Ahora bien, si lo que te gusta es la pintura, toma cursos de pintura o de orfebrería, relaciones públicas, de tu pasión. Perfecciónate, estudia y practica.

De mis hijos he aprendido mucho. Han montado una compañía totalmente digital y jamás estudiaron esto. Estos son los millennials de quienes tenemos mucho que aprender. Son osados, se lanzan sin miedos. No le tienen miedo al fracaso. Trabajan fuertemente, pero disfrutan la vida. Son totalmente irreverentes, pero no se detienen en la crítica. No le temen a la competencia. Aprenden a superarla.

Minimiza los enemigos

Es difícil, si no imposible, el no tener enemigos. Lo que sí puedes hacer es tratar de minimizarlos. Porque siempre alguien es amigo o hermano de alguien o conoce a esa persona que no te cae tan bien. Y quizás en algún momento necesites hacer negocio con ese amigo, hermano, pariente de esa persona. Obviamente, tú tampoco le vas a encantar a todos. Pero de lo que sí tienes control es de cómo tratar a estas personas o, en su efecto, evitarlas para que no tengas confrontaciones innecesarias. Y jamás, JAMÁS, hagas críticas de ellos y mucho menos por Internet.

Primero que nada, demuestra inmadurez, falta de control e insensibilidad el hacerlo. A veces detrás de una computadora nos atrevemos a hacer y decir cosas que no nos atreveríamos a hacer o decir en persona. Nos sentimos protegidos y potentes. Repito, jamás uses la Internet, Facebook, Twitter o ningún otro foro como crítica a no ser que ese sea tu trabajo. Pero, por favor, si vas a ser un crítico, sé un crítico profesional.

Imagen foto_00000018 

Escucha consejos de tu gente querida

Busca un mentor. Alguien en quien confíes y pregúntale si estás haciendo las cosas bien. ¿Cómo podría yo mejorar?. Esto nos cuesta mucho trabajo porque a veces nos creemos omnipotentes, sobre todo si tenemos una posición importante, no vaya a ser que crean que uno se siente inseguro. Si no preguntas, nunca sabrás cómo mejorar. Si no escuchas consejos, nunca podrás lograr darle un giro a aquello que quizás te haga lograr el éxito.

Vuela

Vuela, pero vuela bien alto. Que nada ni nadie se interponga en el camino de tus sueños. Que nadie te diga que no lo puedes lograr, porque estás demasiado joven, demasiado viejo, porque no tienes la experiencia o cualidades para lograr lo que tú sabes que quieres y deseas. Vuela, pero vuela con todas las fuerzas de tu alma. El triunfo será tuyo. Créelo, vívelo y suéñalo.