Adicción al trabajo y las consecuencias en las relaciones de pareja

Estar demasiado pendiente del trabajo puede perjudicar las relaciones de pareja y la propia autoestima.

Al escuchr la palabra “adicción”, de inmediato pensamos en algo excesivo o poco saludable. Puede que las personas adictas al trabajo o “trabajólicas” no siempre se den cuenta de que lo son y sólo cuando alguien más se los dice, toman conciencia de eso.

Cuando una persona trabaja demasiado, comienza a dejar de lado otros aspectos de su vida y eso puede perjudicar las relaciones personales. Si hablamos de relaciones de pareja específicamente, el trabajo puede interferir y convertirse en foco de discusión constante.

Tener una relación con una persona adicta al trabajo puede ser negativo o positivo según el punto de vista que se tenga del tema. Si los dos aman trabajar y no tienen problema con eso, tampoco deberían haber problemas de pareja.

Pero, como se detalla en un artículo del sitio MindBodyGreen, el otro lado de la moneda no es tan bueno. Hay señales que podemos identificar y que nos harán darnos cuenta de que estamos dedicando demasiado tiempo al trabajo y muy poco a la persona que amamos.

43869521989f5f2e095db.jpg

(cc) Mark Ou / Flickr

Si tu pareja te dice constantemente que ya no tienes tiempo, que siempre estás ocupada y que ya no hacen nada juntos por culpa del trabajo, claramente hay que replantearse algunas cosas.

Si usas el trabajo como excusa para no hablar temas de pareja importantes, estás anteponiendo el trabajo a tu relación. Nadie dice que sea malo trabajar, al contrario, es algo muy enriquecedor, pero si se traspasan los límites, empiezan los problemas.

Muchas personas se estresan demasiado por la cantidad de cosas que tienen que hacer en la oficina, y le transmiten todo ese estrés a sus parejas. No está mal pedir ayuda, pero la pareja no tiene la culpa de la auto exigencia del otro.

Equilibrar los tiempos es clave; si te dedicas 100% a tu trabajo y el poco tiempo libre que tienes lo usas para dormir porque estás exhausta, lo más probable es que tu novio se sienta mal con eso.

Sin embargo, más que hacerlo por agradar a los demás, trata de balancear tu vida y de dedicarte a tu trabajo en las horas que corresponde por ti misma, sólo así podrás llevar una vida tranquila y tener una relación de pareja saludable.