Un té verde al día, mantiene al doctor fuera de línea

Depura, desinflama y descongestiona: el té verde es la infusión que necesitas para sentirte saludable y hermosa.

El refrán original  se refiere a las manzanas, pero hoy hablaremos del té verde. Puede que comer una manzana al día realmente mantenga al doctor lejos, sin embargo, el té verde es una excelente opción para complementar esa dosis diaria de fruta.

Al igual que las manzanas, el té verde se ha vuelto popular por sus increíbles efectos en el organismo y por la enorme cantidad de beneficios que su consumo regular  puede aportar a nuestro cuerpo.

A diferencia de otros productos que, supuestamente, nos ayudarían a sentirnos y vernos mejor, el té verde ha demostrado su efectividad, y son muchas las personas en todo el mundo que lo recomiendan como una infusión que realmente produce cambios en el organismo.

Al ser natural, se puede descartar desde ya la presencia de químicos, aditivos o sustancias artificiales que, a largo plazo, pueden ser perjudiciales para la salud.

536642439774b084596fz1.jpg

(cc) JD / Flickr

Existen muchas versiones que podemos adquirir en diferentes lugares; el mercado ofrece una variedad de marcas y combinaciones, pero también podemos adquirirlo en su forma más natural y mezclar las hojas enteras con el agua hervida para optimizar sus beneficios.

Si comenzamos a hacernos el hábito de tomar té verde todos los días, ayudaremos a que nuestra sangre se purifique, que los tejidos se desinflamen y eliminaremos la retención de líquido.

Además, cada taza de esta suave infusión está repleta de antioxidantes, es por eso que se le atribuyen propiedades anticancerígenas y rejuvenecedoras. Para todas esas personas que están pensando en dejar el café porque les cae mal al estómago, el té verde es la mejor opción.

Al ser estimulante por su contenido en cafeína, aporta energía y concentración, pero resulta mucho menos agresivo para el estómago que el café.