¿La edad es determinante para participar de una maratón?

Una columnista de The New York Times nos da algunos de sus tips para participar de una maratón sin problemas.

La edad, la familia, el estilo de vida, las responsabilidades o el estado físico. Ninguno de estos aspectos debería ser un impedimento para salir a correr o incluso para inscribirse en una maratón. Y si no me creen, sólo es cuestión de leer uno de los últimos artículos de Selma Kalousek, columnista del prestigioso diario estadounidense, The New York Times.

A sus 40 años corrió su primera maratón, pensando que no sería capaz y con la idea preconcebida de que, para poder participar de una, había que tener un gran nivel de entrenamiento. Ideas que, como a todos, muchas veces nos pueden paralizar y llevarnos a ni siquiera intentar sumarnos a iniciativas deportivas.

En 2004, ella se encontraba en Praga junto a sus hijos y a su marido, un reportero de guerra de The New York Times, quien cubría los países enconados del mundo luego del atentado del 11 de septiembre de 2001. Eso le significó pasar mucho tiempo sola, lo que a veces llegaba a ser deprimente.

Sin embargo, luego de atreverse a participar en la maratón de la ciudad en ese año, ella descubrió muchas cosas que, sin duda, también podrían servirte a ti:

  • Participar de una maratón después de los 40 años de ninguna forma puede ser una mala idea. ¿Qué es lo peor que podría pasarte? ¿Tropezar y caerte? ¿Demorarte mucho? Amiga, nada que no tenga solución.
  •  Aprovechar los tiempos libres para salir a correr con tu pareja puede servir incluso como terapia para ambos. Es una actividad que se disfruta mucho más en la compañía de un ser querido.
  • ¿Programas de entrenamiento para una maratón? Sí, pueden ser útiles, pero de ninguna forma fundamentales para que puedas participar de una maratón. Aunque lo cierto es que sí es necesario prepararse para este tipo de competencias, puedes hacerlo guiándote por tu propia capacidad y resistencia. La sobreexigencia no es buena.
  •  Si sales a correr sola, acompañarte con un pequeño reproductor de música y unos buenos audífonos puede ser una gran idea. Eso sí, no subas demasiado el volumen de tu reproductor, porque debes estar alerta en todo momento a lo que sucede a tu alrededor.
  • No debes gastar una fortuna en  la “mejor” ropa para correr que encuentres en el centro comercial. Lo importante es que sean prendas elásticas que a ti te acomoden, frescas y que absorban la humedad de tu cuerpo.  Sí son verdaderamente esenciales un buen par de zapatillas para correr y, cómo no, un buen sostén.
  •  Y lo más importante: corre bajo tus propios parámetros. Si te toma demasiado tiempo las primeras veces, es normal, no debes preocuparte por ello. Sólo debe importarte correr o practicar algún deporte, independiente de tu edad.