Exquisitos buñuelos

Una excelente y simple opción para cóctel.

Esta receta es genial, ya que es simple y muy buena idea para cóctel. Además, como es una masa neutra, puedes ocuparla tanto para platos dulces o salados.

Se trata de los “repollitos” o buñuelos, unos bocaditos hechos con pasta chú o pasta bomba, los que puedes al meterlos al horno de inflan y puedes rellenarlos con manjar e incluso con, por ejemplo, ceviche.

En mi caso siempre lo relleno con manjar, ya que soy loca por los dulces y los espolvoreo con azúcar flor. La primera vez que los cociné fue para mi cumpleaños de hace algunos años atrás y creo que fue lejos la mejor decisión porque con pocos ingredientes y algo de paciencia, puedes hacer unos bocaditos bastante sofisticados.

Recuerda que en la respotería es muy importante respetar las proporciones de los ingredientes.

Necesitarás, 1 y 1/4 tazas de agua, 50 gramos de mantequilla, 1 taza y ¾ de harina y una pizca de sal. 4 huevos enteros y ralladura de 1/2 limón (sin rallar la parte blanca)

Preparación: Poner en una cacerola el agua con la mantequilla y la pizca de sal. Hervir todo sacar del fuego. En la misma olla, agregar de golpe la harina revolviendo con una cuchara de palo. Una vez que esté todo bien unido, volver al fuego revolviendo hasta que la masa se despegue de la olla.

Luego, retira del fuego y comienza a batir. Agrega los huevos enteros y la ralladura de 1/2 limón. Finalmente, cubre el horno con papel mantequilla (si no tienes ocupa uno normal, pero viértele aceite). Luego, pon la masa en una manga y haz bollos, formándolos de manera circular. Ponlos por 10 minutos al horno muy caliente y luego 10 minutos más en horno suave. Retira y  despega. Para rellenar haz un corte en la base y listo.

Son definitivamente muy salvadores y exquisitos.