¿Mal de ojo? Amárrate un Hilo Rojo y protégete de los que te hacen daño

Además de llevarte a la persona que amas, el Hilo Rojo también esconde un gran poder energético

Desde tiempos remotos, los seres humanos han creído que existen lazos entre la mente y el mundo material, siendo un hilo rojo la prueba del poder que esta conexión puede tener.

¿Cuántas veces no has sentido miradas envidiosas y de mala voluntad sobre ti? Aunque no lo creas, los malos pensamientos de otras personas -aunque lo hagan inconscientemente- pueden realmente dañarte a ti y a tus seres queridos. No es cosa de magia ni de superpoderes, sino de energía.

Así funciona:

El llamado Hilo Rojo que se usa en la muñeca izquierda, sella la energía protectora que justamente intercepta esas influencias negativas que te rodean. De esta manera, la energía del Mal de Ojo puede cambiar y pasar de ser un canal de negatividad a una forma de energía curativa.

Nuestro lado izquierdo del nuestro cuerpo es encargado de recibir la energía que llega a todo nuestro cuerpo y el alma a través de la mano y brazo izquierdo. Mientras que el brazo y mano derecha simbolizan la fuerza de compartir.

El rojo es un color que tiene baja frecuencia o de menor luminosidad. El Hilo Rojo es originalmente blanco pero se tiñe de rojo porque según la Kabbalah, existen dos fuerzas en el mundo: el juicio y la piedad. Cuando tiñes de rojo el hilo blanco, combinas ambas fuerzas, convirtiendo así la oscuridad en luz. Por eso es que el rojo se convierte en protección.

Así debes atar el hilo rojo:

  1. Visualiza una luz que te protege y rodea
  2. Permite que una persona que te ame, te ate un hilo rojo en la muñeca izquierda
  3. Anudar el hilo seis veces más para que dé un total de siete veces
  4. Prométete a ti mismo que evitarás tener pensamientos negativos o tener espíritu de murmuración.
  5. Tu familiar o la persona que ató el hilo tiene que terminar diciendo la oración: Ben Porat que se lee de derecha a izquierda. Esta oración previene el mal de ojo.
  6. Si el hilo rojo lo usas con fe, sus poderosas meditaciones y oraciones te abrazarán con la misma fuerza de protección que ella generó en vida.

 

TE RECOMENDAMOS EN VIDEO