Tu Vida

5 razones por las que tus relaciones fallidas no fueron una pérdida de tiempo

Toparse con relaciones fallidas es inevitable pero es un riesgo que hay que correr

Romper con el que creías sería el amor de tu vida es uno de los peores tragos de la vida (especialmente cuando ya van dos, tres, cuatro amores de tu vida con los que terminas).

Una de las primeras cosas que mucha gente suele decir es que es algo por lo que debes pasar para entender la vida. Seamos honestas, ¿quién en su sano juicio le ve algo positivo a la sensación de tener el corazón hecho pedazos?

Pero vamos, si hay algo que debes tatuarte en la cabeza es que siempre se puede encontrar a la persona indicada pero para ello, debes recorrer un viaje lleno de tropiezos y lecciones. Ni modo, así es la vida y de los fracasos dependen muchos de nuestros triunfos. Estas son algunas razones por las que nunca debes decir que tus amores fallidos fueron una pérdida de tiempo:

Sabes que tener citas es horrible pero la espera vale la pena 

La vida amorosa sería más fácil sin tener que estar agendando citas con un sinfin de candidatos a "amor de tu vida". Pero como todo, el amor es 99 por ciento prueba y error. Todos pasamos por personas equivocadas y citas de terror, esperando una oportunidad hasta que por obra divina aparezca el indicado. El tiempo es algo que nadie puede controlar así que no te sientas mal por haber pasado meses o años saltando de cita en cita. La persona indicada llega a su debido tiempo y mejor aún, vas aprendiendo a valorar tu propia compañía.

Te vas a arrepentir mil veces pero son las lecciones las que importan

Si te caes dos veces, te levantas tres, no hay más. Es inevitable equivocarse en esta vida y el fracaso es necesario para alcanzar el éxito. Todas hemos salido con la persona equivocada y nos hemos sentido incómodas, asqueadas o confundidas en medio de unacita romántica. Todas hemos descargado aplicaciones de citas y aceptando una cita con un tipo que se veía guapísimo en el perfil pero en persona es nefasto. En la guerra y el amor todo se vale así que siempre debes estar preparada para el campo de batalla. Experimenta y arrepiéntete, pero aprende del golpe.  *Con este punto no nos referimos a poner tu integridad en riesgo*

Aprendes a no cometer los mismos errores o acciones que te llevaron al fracaso

Una relación fallida no siempre es acerca de a ver quién hizo más mal. A veces es bueno aceptar que una fue la que cometió el error; quizá eras demasiado controladora, obsesiva o simplemente no quisiste ver que ya no había química y seguiste, Los errores que el haya cometido son su problema, pero los que tu cometiste tienen reparo si así lo deseas. Siempre es bueno evaluarse para convertirse en una mejor persona.

Entiendes mejor lo que quieres y esperas

Liguemos este punto con el pasado. Si ya viste que hay puntos que fueron un error en ti y la otra persona, es momento de moverse de ahí. Tras una relación fallida, comenzarás a darte cuenta de lo que esperas de una futura pareja y por qué. Muchas veces las relaciones fallan porque decides que mereces lo mejor y te obsesionas con lo que otros a tu alrededor esperan de una pareja perfecta. ¿Realmente quieres eso que los demás esperan de ti y tu pareja? Nadie mejor que tu sabe lo que merece, quiere y espera para el futuro. Con el tiempo y la experiencia, tienes más claro esto.

Comienzas a darte cuenta que NO HAY TIEMPO límite para encontrar el amor

La gente dice que "desperdició su tiempo" suena a que creen que sólo tienen unos cuantos años buenos para "encontrar el amor" por lo que no pueden despilfarrar las horas o minutos con un perdedor. Error. Puedes enamorarte en cualquier momento, a cualquier edad, sin importar cuántas relaciones fallidas hayas tenido en el pasado. No importa si estás en tus veintes, treintas…o cincuentas, en este punto, el amor SÍ puede ser como una película romántica y en el momento que menos lo esperes, tendrás al amor de tu vida frente a ti.