6 cosas que necesitas en la maleta que llevarás al hospital cuando tendrás un bebé

No olvides prevenir y tener preparada con cosas que en verdad necesitarás

Por redacción Nueva Mujer

La llegada de un bebé supone mucha felicidad, si eres mamá primeriza el momento de las contracciones puede tornarse tenso, querrás correr al doctor y, es probable que tu pareja o quien te acompañe en ese momento también se sienta estresado, por ello toma en cuenta que la maleta deberá estar hecha y equipada con todo lo que necesitarás para darle la bienvenida al bebé. Aquí algunas de las cosas que no pueden faltarte por nada del mundo.

       DESCUBRE MÁS:

Antes de pensar en cualquier otra cosa, asegúrate que todos tus papales estén en regla. No olvides tu cartilla de seguridad social, en caso de que el parto sea en un hospital público, o tus documentos del seguro de gastos médicos. Lleva todo para que ese día no tengas preocupaciones. Tampoco olvides tu identificación y la de tu pareja. Si tienes un historial clínico o algunos estudios que el ginecólogo pidió, llévalso contigo.

Cuando llegues al hospital te darán uno apropiado para el parto, pero luego de esto necesitarás otro que te haga sentir más cómoda. Toma en cuenta que le darás pecho a tu bebé, así que el camisón que elijas deberá ser apropiado. Si usas una pijama de dos piezas procura que la parte de arriba sea de botones para que puedas amamantar a tu hijo.

Es importante que sea muy cómoda, emplea sostenes para lactancia materna para hacer más fácil el momento de amamantar a tu bebé. En el caso de las 'panities' elige unas que sean de talle alto y que las costuras no sean muy gruesas, en especial si tuviste a tu hijo vía cesárea.

Si todo sale bien, no estarás mucho tiempo en el hospital, de cualquier forma lleva una bolsa de aseo en el que tengas champú, jabón de baño, cepillo y pasta de dientes, peine y una esponja. El maquillaje es básico para algunas mujeres, lleva sólo lo necesario como una base ligera y un bálsamo para labios.

Evalúa si quieres salir del hospital con la misma ropa con la que llegaste, de ser así, omite este punto. Si lo deseas lleva la ropa con la que querrás llegar a casa con el nuevo integrante de la familia. Recuerda que pueden ocurrir ciertos accidentes al llegar al hospital y puede que tu ropa no quede en buenas condiciones.

Es súper importante que lleves al menos dos mamelucos, playeras pañaleras y todo aquello que le hará falta al pequeño. Antes de ponérselo deberás lavar con jabón neutro las prendas para que no causen ninguna alergia a tu bebé. Lleva pañalaes y toallas para limpiarlo, nunca están de más. 

No olvides llevar una manta ligera para arropar a tu bebé mientras está en el hospital y una más para su salida, procura que ésta sea un poco más abrigadora. Puedes llevarle guantes para que no rasguñe su carita. Lleva también un gorro para sacar al bebé del hospital.