Carolina Varleta nos enseña 3 looks de impacto y se confiesa: "Soy bien gozadora"

No le gusta hablar de su vida privada y pone los límites sin tapujos cuando siente que nos estamos inmiscuyendo en ella, demostrando que es una mujer con personalidad fuerte. A sus 33 años, Carolina Varleta -protagonista de la nueva teleserie “Dos por uno”, de TVN- no transa a la hora de disfrutar y cuidar de su mundo más íntimo, trabajo y amores.

Por Claudia Tapia Domínguez. Fotografías: Gonzalo Muñoz. Productos M.A.C.

A cara lavada llega Carolina Varleta a la sesión de fotos que protagoniza para mostrar los 3 looks de maquillaje otoño-invierno que proponemos junto a la marca de cosméticos M.A.C.  Pese a su cero producción, llama inmediatamente la atención por la belleza natural que ostenta y la manera  relajada con que se pone en manos de los profesionales para que se inspiren con las tendencias internacionales.

Así de disciplinada es esta actriz, de ya larga trayectoria en las teleseries, quien nos sorprenderá con su papel de Valentina, compartiendo protagonismo con Diego Muñoz en la nueva comedia romántica de TVN, "Dos por uno".

Cuéntanos sobre tu rol de "Valentina" en esta nueva teleserie.

Primero que todo,  en esta historia un padre de 3 niñas se ve enfrentado a la cesantía y, desesperado, roba la identidad de Valentina Infante. Esa soy yo, una mujer moderna, exitosa e independiente. Para mí, todo es en base al éxito y la profesión.

Pero, ¿cómo se hace él pasar por ti?

Lo que pasa es que yo voy a dar la entrevista del trabajo que él perdió y después sufro un accidente. Él se entera sin querer y se le ocurre la brillante idea -para no perder lo poco y nada que tiene- de hacerse pasar por mí.

¿Tú estás inconsciente?

Sí, yo no sé que él me suplantó. Después, conoceré a la mujer que tiene mi mismo nombre y ahí comenzará la relación.

¿Cómo ha sido esto de ser protagonista por primera vez en TVN?

Es que el año pasado también tuve un rol parecido. Que sea o no un protagónico, me da lo mismo. En el Canal 13, también estuve en roles principales y no le hayo ninguna diferencia, sólo que me toca grabar más escenas (ríe).

¿Tres características de Valentina que también ostentas?

Lo trabajadora, esforzada y luchadora que es.

¿Y en qué no se parece en nada a ti?

Mmm, ella es más frívola, la motivan otras cosas, tiene una manera distinta de enfrentar la vida.

¿Qué te parece que hayan empezado a desaparecer las teleseries de las 20 horas?

TVN las resucitó con "Aquí Mando Yo". Antes, ese horario estaba muy dejado de lado. Había un bajón, crisis en los canales y en los índices de rating. Pero TVN ha sido bien visionario y asertivo frente a sus propuestas, dándole el valor que tienen.

TEMA TABÚ

Ya llevas un tiempo largo de relación con el periodista Ignacio Franzani, ¿hay planes de cambiar el estado civil?

Yo nunca he hablado nada y no lo voy a hacer. Estoy súper contenta, feliz.  Y si tengo que tomar una decisión, la voy a tomar a puerta cerrada (afirma con un dejo de molestia).

La pregunta te la hago porque hace unas semanas, en la Mañana de Cooperativa, él señaló su deseo de ser papá.

Está bien (se relaja un poco). Y si voy a ser mamá, voy a serlo nomás (ríe incómoda). No le voy a preguntar a nadie.

ETERNAMENTE BELLA BELLA

En el plano estético, ¿qué haces para mantener siempre una figura estilizada?

Me gusta comer bien, darme mis gustitos. Nunca me he privado de nada, ni he hecho dietas, pero sí hago deportes.

¿Cuántas veces a la semana?

Dos o tres, siempre el deporte ha sido parte de mi vida. Hago pilates, reiki, por una cosa de sanidad mental. Y en el caso de la alimentación, soy una persona súper sana, no de extremos. Me puedo comer un pastel exquisito o unas papas fritas, feliz, pero sin exagerar.

¿No te da ansiedad por comer?

No. En ese sentido, soy súper moderada. Tomo muy poco (alcohol), mi champañita, pero sin excesos. Además, soy pequeña de contextura. Creo que, por suerte, tengo una buena genética.

¿Y el cuidado de tu piel?

Me hago limpieza facial, uso varias cremas. Trato de limpiarme bien la cara, ya que como siempre me maquillan en las teleseries, me queda tirante. También ocupo bloqueador solar. Sin embargo, hay una gran cuota de ayuda genética, ya que mi papá y mi mamá tienen muy linda piel. Tampoco fumo.

¿Qué relación tienes con la moda?

Uso prendas que me hacen sentir bien. Me gustan las cosas lindas.

Bueno, pero en el pasado fuiste rostro de unas zapatillas muy populares entre los jóvenes…

Sí, claro. Pero no es que me guste estar a la moda. Soy muy visual, me gusta ver algo bonito, un paisaje o una decoración linda. Me llama mucho lo estético.

¿Cómo definirías tu estilo?

Casual. Me gustan las prendas bonitas con un estilo relajado y que me hagan sentir cómoda. No soy como Valentina, que es mucho más ejecutiva, más fashion. Yo priorizo más la comodidad, sentirme más yo. Piensa que paso todo el día cambiándome de ropa y sacándome el maquillaje.

¿Qué te gusta destacar de tu rostro?

Los ojos, me gusta la expresividad, mirar a las personas a los ojos. Destaco  las pestañas y los ojos en general.

¿Qué accesorios no puedes dejar de usar?

Tengo una colección de joyas, Regala Fortuna, que son puras cositas con significado. Cuando fui a la India, mi socia, Bernardita Silva, me dijo que trajera piedras y collares de allá para armar esta empresa. Son joyas con sentido, hay unos collares preciosos bañados en oro con amatistas o rubí, que tienen un sentido para el amor, la protección o para la salud. Tengo uno, como un hueso de pollo, que es para la suerte y es colgante. Todo es bañado en oro o de plata. La idea es que te dure para toda la vida. Creo en la energía de las piedras. Lo pueden encontrar en www.regalafortunas.cl.

¿Y un placer culpable?

Mmm… hay hartas cosas, va de repente por la parte de la comida, de comerme un rico chessecake. Pero la verdad es que ni siquiera es placer culpable. Es que, en el fondo, soy bien gozadora y no me siento para nada culpable. Nunca me pasa eso, sino que lo disfruto y digo 'qué tánto'. No hay cosa más terrible que estar con culpa. He aprendido a relajarme. Incluso, si quiero escuchar una canción bien cebolla, igual la escucho y la canto.

¿Quizás con los años hay menos temor al qué dirán?

Sí, me da lo mismo. La vida es corta.

¿Se viene algún otro proyecto, además de la teleserie?

El año pasado fue súper trabajado en la parte del teatro. Tuve dos montajes, uno era Piaf, que fue súper exitoso y pudimos recorrer Chile con él, y el otro fue un proyecto al que Barbará Ruiz Tagle me invitó a trabajar, con niños con discapacidad cognitiva, con Síndrome de Down y esquizofrenia, para hacer una obra de teatro.  Eran 5 actores profesionales y 5 jóvenes con capacidades especiales. Hicimos un radioteatro de la Cenicienta  con funciones vendidas y 2 aquí en el Teatro Mori. Ojalá podamos seguir haciéndolo. Estamos en negociaciones con distintas empresas, pero creo que va súper bien encaminado.

Súper interesante…

Sí, porque se relaciona con la inclusión. Lo que se logra con ellos son avances que ni los doctores han conseguido: desarrollan su lenguaje, su autoestima, su personalidad arriba de un escenario. Es un gran esfuerzo, pero sumamente motivante. Siento que, si este proyecto crece, se podría hacer a lo largo de Chile. Es súper importante descentralizar la ayuda.

¿Y cine?

Hay dos películas en conversaciones. Nos hemos juntado con los actores para hablar, pero eso ya no depende de uno, sino de las platas. Son dos comedias bien entretenidas.

Está bueno tu 2013.

Sí, se viene más que bueno (sonríe). Está súper movido.