Eduardo Paxeco: Las confesiones del galán que asegura ser "fiel en todo"

Tiene 30 años y es actor de cine y TV. Por estos días, este padre de un pequeño de 9 años, es “Nikolay Curilén” en “La sexóloga” y está dando los primeros pasos en su carrera internacional.

Imagen foto_0000000120121105185944.jpg

¿Tu mayor temor?
Que venga una ola gigante y arrase con todo. Es que le tengo miedo a la inmensidad, a lo que pequeño que somos y a la enormidad de todo lo que pueda aplastarnos.

Felicidad…, ¿qué es?
Es lo cotidiano, el aquí y el ahora; es estar feliz con los míos, reír, respirar, comer rico, compartir, hacerse cariño… Para mí la felicidad es querer estar en el presente, más que todo lo que pueda estar relacionado a cosas materiales o éxitos.

Define tu mayor virtud y peor defecto:
Intento que mi virtud sea la honestidad, el cariño y la responsabilidad… Y mi peor defecto, lo belicoso y furioso que puedo llegar a ser cuando me siento pasado a llevar.

¿Cambiarías algo de tu apariencia?
No, estoy conforme con lo que me repartieron de arriba… Así que no me haría ningún cambio físico y, de hecho, me dan un poquito de miedo las operaciones…

El mayor amor de tu vida:
Mi hijo y mi mujer. En el fondo, mi núcleo más íntimo, que son las personas a las que más amo y por las que daría mi vida si fuera necesario.

¿Cuándo mientes?
Trabajo gracias a la mentira, porque soy actor y tengo que mentir todos los días… Pero hasta ahí no más miento, porque en lo cotidiano siento que soy bastante honesto.

¿Tu mayor éxito?
En lo personal, ser hombre de familia y poder ser una imagen y un ejemplo para mi hijo… Y en términos de trabajo, lograr ser actor, haberme ganado el "Pedro Sienna" como "Mejor Actor de Cine", y ahora empezar a hacer mi carrera internacional. Estoy grabando una película mexicana, en enero parto otra norteamericana, y trabajar con gente que he admirado bastante, tanto en Chile como afuera, lo considero un gran éxito.

Don que te gustaría tener:
Entre volar y tele-transportarme… Es decir, poder pestañar y aparecer en el otro lado del mundo.

¿Qué buscas en tus amigos?
El compañerismo, la honestidad, el afecto, el apoyo cuando es necesario y, ante todo, la fidelidad. Es que soy un perro fiel en todo tipo de relaciones, y busco lo mismo.

¿Y en una pareja?
En mi mujer busco el amor, la comprensión, el respeto y la honestidad… Me gusta sentir que la persona está porque uno la eligió, y viceversa.

¿Tienes héroes de carne y hueso?
Mi madre. Para mí es una heroína, porque se ha enfrentado a varias cosas y porque es la mujer que encauzó todas mis ideas locas, de niño, hasta llevarlas hasta donde estoy.

¿De qué te arrepientes?
No me gusta arrepentirme de las cosas que hago, y creo que todo es una secuencia, acción y reacción. Entonces, cuando he cometido errores, la vida misma se ha encargado de devolvérmelos…