Isidora Urrejola, 'La Sexóloga': "El mundo está muy sexual y poco sensual"

A esta altura se convirtió en “La sexóloga” de Chile, gracias a su primer papel en una teleserie nacional. Se siente satisfecha, se proyecta en televisión o en el cine, aunque sin perder nunca su esencia que se relaciona con la naturaleza, la ecología y el poder femenino.

 

Imagen foto_0000000120121002100913.jpg


MIRA LA GALERÍA DE FOTOS DE ISIDORA URREJOLA: PURA SENSUALIDAD

Por Carolina Palma F.

Entremedio de las grabaciones de "La Sexóloga", nos confiesa que todavía pasa piola en las calles. A excepción de unos Carabineros que le pasaron un parte tras un choque, que comentaron entre ellos. Isidora Urrejola (24) participó en la película "Drama", y desde marzo que se encuentran grabando en CHV; sin embargo, cree que aún no está preparada para tanta exposición con su personaje de "Florencia".

¿Cómo la define? "Es una mujer que cuando hace su programa de sexo se siente llena; lo único que quiere hacer es seguir educando sexualmente a todos, gratuitamente. Ha sufrido grandes penas de amor, sabe dar consejos, pero le cuesta desarrollar su vida personal, es un poco miedosa", revela, apropiada de su sensual rol que debe tratar al adicto al sexo "Pancho Pamplona" (Thiago Correa), del cual termina enamorándose.

Orgullosa comenta que le encantó trabajar con Vicente Sabatini, que termina de grabar a fines de octubre, y luego quiere lanzarse a la vida; no tiene ningún plan. "¡Llamen y hagan sus ofertas!", bromea gritando. De signo Escorpión, se define como apasionada, intensa, media loca y conectada con lo esencial, como la naturaleza y el poder femenino, que la lleva a formar parte –entre otras cosas– de un ritual de la Luna Nueva todos los meses, donde se relaciona con otras mujeres a través del amor. Aún vive con sus padres porque es la menor de cuatro hermanos, y se lleva increíble con ellos; no la limitan, sólo se preocupan por ella. "No tengo apuro, no me da estrés", confiesa.

¿Estás preparada para ser la sexóloga de Chile?

¡Ay! El nombre es un poco grande, pero sí, dispuesta. Ha sido muy entretenido, estoy feliz, la verdad.

¿Cómo te preparaste para el personaje? Hablaste con una verdadera sexóloga, ¿no?

Sí, "the real one". Estuve instruyéndome con Rafaella di Girólamo, que es como la oficial que me prestó ayuda, dirigida por el canal. También me junté con aspirantes a sexólogas, personas que conocen de sexo, escuché programas de radio, leí algunos libros, y me lancé a la piscina no más; fue todo muy rápido.

Se amplió totalmente tu conocimiento sexual entonces…

En realidad debo agradecer a mi familia, porque siempre hemos hablado sin tapujo de sexo; es decir, a los diez años ya sabía lo que era un pene, una vagina y un clítoris. Ahora se amplió el conocimiento en relación a los conceptos, porque uno no usa "falta de control eyaculatorio" o anorgasmia. También he estado involucrada en desarrollar el piso pélvico de las mujeres…

¿Cómo es eso?

Es toda nuestra pelvis, que involucra la vagina, el cuello uterino, el útero, las trompas de Falopio, ovarios. Hay unas bolitas con las que se trabaja la musculatura, porque no sé si sabes que donde hay más terminaciones nerviosas es en el monte de Venus, justo antes de llegar al clítoris. Ahí se recibe el estímulo directo, y por eso no hay que depilarse el rebaje  completo, porque uno pierde sensibilidad. Todas andan con el "brazilian style", yo también me lo hacía, hasta que aprendí.

No sabía eso. ¿Qué otro tip te sorprendió?

También aprendí, por interés personal, a honrar la vagina y el útero, honrar esta parte que las mujeres tienen olvidadas. Para algunas es terrible que te llegue la menstruación, y es maravilloso, somos afortunadas. Hace bastante tiempo que estoy en esa onda. La menstruación es un cacho por las toallas higiénicas, por el dolor, porque no puedes tener relaciones sexuales, todo porque la vida ahora debe ser rápida, dinámica, tienes que trabajar. Flaca, ¡preocúpate de tu cuerpo primero!

¿Se muestran estos temas en "La Sexóloga"?

Es decir, es comedia, los temas se tocan, pero las teleseries no buscan enseñar. Lo que yo recalco es lo importante de estimular el clítoris, el clítoris, el clítoris, porque muchas no tienen ni idea de qué es. Algunas dicen "soy liberal", pero liberal de qué, si no conocen su propio cuerpo. No tienen idea que cuando el hombre te penetra en esa zona no hay terminaciones nerviosas, por ende, tú no sientes. Pero si ejercitas esa zona, apretando el piso pélvico, el perineo, vas a sentir más. Eso de la operación de reconstrucción de vagina, nada que ver. O sea, flaca, debes hacer ejercicios específicos porque es un músculo, por algo se agranda y se achica.

¿Cuál es tu mayor conclusión respecto al sexo?

Tengo una opinión con respecto a lo que sucede en el mundo entero, que es hasta qué punto nos sexualizamos. Lo cierto es que el mundo está muy sexual, y poco sensual. Uno comparte todo, todo se habla sin tapujo, pero se pierde el cariño, los afectos, la sensualidad. Cada vez hay más violaciones, abusos sexuales, y es porque estamos muy sexualizados. Veo a mis sobrinos chicos bailando reggaetón, y recuerdo que cuando chica también meneaba y movía las caderas hasta abajo, pero sin el pensamiento de lo sexual, sino que por mover no más y disfrutar.

Después de tanta info, ¿tienes alguna opinión con respecto a la mujer chilena y su sexualidad?

Sería generalizar un poco, pero creo que muchas pueden ser unas señoritas en la vida y unas putas en la cama, y me encantaría que así fuera. La mujer se valora poco. Esos términos de cartucha o no, no sé hasta qué punto valen. Algunas dicen que una mina con falda y polera apretada es una puta, pero resulta que ella nunca en su vida ha dejado que la toquen. No podríamos decir que la mujer es cartucha o no, pero sí puedo decir que la mujer se atreve poco a explorar su cuerpo.

¿Y en relación a hombres?

Desde el lado espiritual algunos dicen que ellos evolucionan y pueden llegar alcanzar la luz mucho más rápido que las mujeres, pero están mucho más dormidos que nosotras, y nuestra pega es despertar la conciencia de su cuerpo.

Entonces, mínimo que le des un consejo a los chilenos.

Ya. El dato más importante es que toquen, acaricien, besen, preocúpense de su compañera mucho, porque somos muy cabeza, nos cuesta desconectarnos de todo, sobre todo las madres, están todos antes que nosotras. Que no sea sólo meterlo y ya, porque no a todas les satisface. "Florencia Garay" reafirma que la previa es lo más importante para que la mujer esté lubricada como tiene que estar, y así es casi imposible que no haya orgasmo. Aprender a tocar es muy importante para mujeres y hombres. Hay muchas mujeres que no saben masturbar a su compañero, entonces, aprendan a descubrir cómo quieren que lo toquen. En un encuentro de una noche es diferente, es más brutal, más intenso, pero con una pareja estable no hay que dejar que todo sea así no más, porque las relaciones empiezan a morir. No somos animalitos, por algo tenemos algo que se llama racionamiento, que no se ocupa sólo para las matemáticas o leer, debemos ocuparlo para esto también.

Pero como que el hombre ha ido mejorando, ¿no?

Sí, también creo. Agradezco porque tengo un buen hombre, la verdad. Claro, son más brutos, pero es porque está en su naturaleza ser más brutos. Ellos evolucionan cada vez más y cada vez se hacen más cargo del cuerpo de la mujer también, aprenden qué es lo que nos causa placer.

Y estás pololeando. ¿Qué te dice tu pololo de este papel?

¿Mi pololo? Bien.

Te bromea con el tema…

No es actor, y no quiero contar nada sobre él porque es mi pololo, lo respeto, lo quiero; él me respeta, me quiere, está feliz conmigo, estamos los dos felices, nada más.

Pero, ¿te consideras plena sexualmente?

No podría decir nada con respecto a mi sexualidad, porque la vivo con mi pareja y muy bien. Sí, gracias a Dios, sí. ¿He sentido orgasmos? Sí. ¿Los he disfrutado? Sí, ¡mucho! (se ríe).

Oye, y según lo que has leído, ¿de verdad existe esa adicción al sexo?

Es como todas las adicciones. Por ejemplo, lo que pasa con la cocaína es que te alimenta mucho el ego y hace que te prendas mucho, es una sensación placentera eso de que nadie te pueda derribar ni pasar a llevar. En el sexo es lo mismo, porque cuando está en la cama nada te puede pasar, te haces adicto a esos minutos. Al final es muy dañino, porque no te puedes comprometer con nada.

SUS MAYORES PUDORES

La Fernanda (Urrejola, su hermana), que también trabajó en una serie relacionada con el sexo, "El diario de una profesional", ¿te ayudó?

Ella es una guía en el camino siempre, es una persona muy importante en mi vida, como mi angelita. Me ayudó; no me dijo cómo hacerlo, porque tengo las herramientas, es parte de mi pega, pero me dio consejos para saber abordarlo, pero cómo hacerlo es algo de uno. Ella ha estado siempre conmigo.

¿Qué comenta sobre tu protagónico?

Está orgullosa desde que vio "Drama", dice que ahora entiende lo que sentía uno cuando la veía a ella. Hasta ahora le gusta, además trabajo con sus amiguitas acá, entonces ellas igual le cuentan. Me siento protegida, con un colchón afectivo muy grande, estoy muy tranquila.

¿Y tienes un poquito de vértigo?

Sería una mentirosa si digo que no me da miedo, nervio, cosquillas en la guata todo lo que se viene. Hay días que digo "lo estoy haciendo pésimo", otro estoy perfecta… Es la dicotomía de la mujer, así somos. He pasado por todos los estados.

Te vemos súper sexy, con una voz sensual y clara en la teleserie pero, ¿tienes pudor con tu cuerpo?

¡Sí! Me da mucha vergüenza, pudor. En algunas escenas he usado doble de cuerpo…

¡¿Por qué, si eres regia?!

Es que soy muy pudorosa, me cohíbo mostrando todo. Claro, uno no está delante de todo el público, pero igual hay ocho cámaras.

Peor el HD entonces…

Es mejor porque muestra todas las imperfecciones, todos somos seres humanos, basta con la mujer perfecta. ¿Qué es eso? Para algunos es rubia, para otras morena, para otros flaca, caderona, o sin cadera… La televisión es tan masiva que da pudor yo creo.

¿Y cómo te vas a tomar esto de la exposición, con todo lo que involucra?

Hay que cuidarse para no transgredirse uno, para cuidar tu persona, tu esencia, no volverse loca porque las luces están hoy, porque mañana se apagan. Lo de la fama no me lo tomo tan a pecho. Creo que a todo el mundo le pasa que a veces te va muy bien, y después mal, la vida es como una ola, sube y baja. No juzgo a nadie que se haga adicto a la fama, que quizás es exquisita de sentir, pero hay que tenerle respeto y saber que puede estar, o no. Si la fama es por un trabajo bien hecho, bacán.

CONECTADA 100%

Cuando termines "La sexóloga", ¿quieres seguir haciendo más o, como leí por ahí, te gustaría casi como irte al sur…?

Ah…, eso es mucho más adelante, no viejita, pero me falta mucho por hacer, experimentar, vivir afuera, hacer más cine. Quién sabe, qué rico irse al sur, tener un hostal calentita, con piscinitas ricas.

Esta onda más espiritual o relacionada con la naturaleza, te lleva a ir a rituales de la luna…, ¿todavía vas?

Voy siempre para honrar la esencia femenina. Las mujeres somos madres, tenemos que escuchar nuestros ciclos, nuestro cuerpo. No soy una persona súper espiritual ni iluminada (se ríe). No he venido a enseñarle nada a nadie, porque estamos todos estudiando en este mundo. Hay cosas en que quizás tengo más conocimiento…

¿Cómo cuáles?

En estos rituales vamos sólo mujeres a honrar nuestro útero, se conversa, medita, canta, baila, llora, se juega, cada vez es distinto, pero lo más hermoso es que nos conectamos sólo mujeres desde el amor infinito a entregar amor al otro, a escuchar al otro, a ser espejo, porque lo que te pasa a ti, me pasa a mí, pero desde otro lugar. No somos todos iguales, pero todos somos reflejos del otro. "Yo soy otro tú", así se saludaban los mayas.

Eres súper conciente, ecológica. Leí por ahí que usas toallas higiénicas ecológicas….

Sí, es un método ecológico. Se introduce dentro de la vagina, se llama Mooncup, es de silicona, uno lo mete, lo usas, lo lavas y lo vuelves a meter y honrar esa sangre. Me gusta mucho afloramujerluna.blogspot.com, un blog de Sanahí, una mujer muy poderosa que entrega información necesaria para que nos honremos como mujeres y hagamos el bello trabajo de volver a la tierra, y entregarle belleza también, porque la verdad es que la hacemos mierda para sacar minerales, petróleo. El petróleo para mí siempre ha sido como la sangre no purificada del planeta, no sé, es mi idea, porque es hediondo, feo, negro, sale fuego de las plantas de petróleo. ¡Si encontrara un yacimiento de petróleo me quedaría callada!

Y en términos prácticos, eres de las que consume productos orgánico, controlas lo que gastas, reciclas, etcétera.

Trato, pero es un poco difícil. No es excusa, pero vivo con mis papás todavía, entonces ellos mandan en la casa. Si viviera sola lo más probable es que lo haría. Me compré un Ipad porque no quería usar más papeles, y me dijeron que después de cien cosas que uno lea en el Ipad, ya lo pagaste en el fondo con papel. No quiero tener papel, porque se recicla poco, sería increíble que todos lo hiciéramos. Recojo los papeles del suelo,  y trato de comprar comida orgánica, pero como es un poco más caro es medio difícil la verdad.


MIRA LA GALERÍA DE IMÁGENES DE ISIDORA URREJOLA: PURA SENSUALIDAD