Salud

Estos son los pilares que dan forma al erotismo en las mujeres

Entrevistamos a la doctora Claudia Rampazzo, especialista en sexualidad quien nos habló de la sexualidad y el placer femenino

El placer femenino sigue siendo un tabú para decenas de mujeres, saber qué sentimos y por qué lo sentimos parece una incógnita que a través del tiempo hemos tratado de descifrar. 

Hablamos con la doctora Claudia Rampazzo, especialista en sexualidad y terapeuta de pareja quien habló sobre la formación cultural del erotismo en las mujeres. 

Para empezar, la doctora señala que el erotismo tiene dos caras, una meramente biológica a la que, por naturaleza, las mujeres estamos expuestas y otra cultural, es decir, los juicios, creencias que le dan forma a la manera en la que sentimos placer. 

"Desde el punto de vista sexológico cuando hablamos de erotismo, nos referimos al hecho de que las personas tenemos la potencialidad y el derecho, estamos cargados genéticamente por la naturaleza, por las hormonas y por el cerebro con la potencialidad de sentir deseo, excitarnos y alcanzar el orgasmo”.

Señala además que en nuestro apetito sexual influyen factores genéticos, hereditarios, es decir, el deseo sexual en las personas no sólo depende de estímulos alrededor sino también de una memoria genética que nos impulsa a tener actividad sexual con otras personas.

Apetito sexual: Compuesto por estos cuatro elementos

Pensamientos sexuales: se trata de pensamientos basados en la experiencia anterior que evocamos con el objetivo de sentir placer. 

Fantasías: los seres humanos juegan con su mente, se imaginan en situaciones eróticas, ya sea basadas en experiencia previas o en especulaciones y referencias del exterior como la pornografía. 

Autoerotización: cuando tenemos apetito sexual entran en juego nuestras ganas de satisfacer el deseo. Así que sin importar si tenemos pareja o no, buscaremos experiencias que nos ayuden a conseguir placer. 

Búsqueda activa de pareja: si tenemos una buscaremos acercanos a ella en búsqueda de satisfacción, sino, buscaremos una. 

Orgasmos

Se caracteriza por contracciones involuntarias, rítmicas de los genitales internos y externos, dura .8 segundos. Genera placer y las contracciones pueden durar hasta 20 segundos. En las mujeres es importante la excitación clitoridea para llegar el orgasmos, más que la estimulación intravaginal.

Para la doctora es necesaria la estimulación de los cinco sentidos, pues es través de ellos que la mujeres alcanzan una mayor disponibilidad a estar con su pareja. El olor también es un gran estimulante que favorece la excitación. Las mujeres son más vulnerables a ser autocríticas en cuanto al aspecto. Si hay irregularidades en la piel, el cabello o el peso, será más difícil alcanzar el placer. 

Aspectos culturales

En términos generales hemos estado evolucionando lentamente. Hay una asociación entre la necesidad de asociar el disfrute femenino a una relación lícita, reglamentada, desde el punto de vista religioso y legal. Por eso es que las mujeres podrían sentirse o no con la disposición a alcanzar un orgasmo. Si sienten que no están en sintonía con su esquema de valores, les es más difícil llegar al clímax.