Así puedes detectar la depresión en los adolescentes

Presta atención a las señales que tus hijos, sobrinos o primos están dándote

Por Andrea Sánchez

La depresión no es un tema que se deba tomar a la ligera o un asunto pasajero. Cifras del último informe de la Organización Mundial de la Salud señalan que "la depresión es la principal causa de enfermedad y discapacidad entre los adolescentes de ambos sexos de edades comprendidas entre los 10 y los 19 años".

La depresión es un problema de salud que ocupa el tercer puesto en las causas de muerte entre los adolescentes, según la OMS, una de cada dos personas desarrolla trastornos en los primeros 14 años de vida, si son tratados a tiempo podrían evitar muertes y sufrimiento.

DESCUBRE MÁS:

La Organización Mundial de la Salud alerta sobre algunas señales que podrían ser un indicio de depresión y aquí algunas de sus características:

Se caracteriza por una tristeza persistente y por la pérdida de interés en las actividades que normalmente disfrutan, así como la incapacidad de llevar a cabo las actividades cotidianas, durante al menos dos semanas.

Los adolescentes se vuelven retraídos, irritables, hay llanto en exceso, no se pueden concentrar en la escuela, hay cambios en el apetito, duermen más o menos de lo normal.

En el caso de los adolescentes, comienzan a correr riesgos que normalmente no asumirían.

¿Qué puedes hacer?

Habla sobre las cosas que le pasan en la la casa y dentro y fuera de la escuela. Intenta averiguar si hay algo que le preocupa.

Habla con personas de confianza que lo conozcan bien.

Pide ayuda a un especialista.

No lo dejes solo en los cambios que experimentará entre la niñez y la pubertad.

Cuida su alimentación, sus periodos de sueño e involúcralo para que haga actividad física.

Pasa tiempo con él, cerciórate cómo va en la escuela, cuáles son sus grupos de amigos cercanos y cómo se lleva con ellos.