Ríete de vez en cuando

Conoce algunos beneficios de las carcajadas.

Piénsalo, con la edad menos cosas nos dan tanta risa. Cuando hago este comentario la primera respuesta es “es que ya estamos grandes”, como si eso fuera justificación suficiente para dejar de tener sentido del humor. Reír es de las cosas más saludables porque además de equivaler a 100 abdominales por minuto, tiene muchos efectos a nivel psicológico que ninguna medicina logra.

En la antigüedad, la risa era toda una receta médica y las comedias teatrales fueron un éxito. En el siglo XX se comprobó científicamente que la risa y la salud van de la mano.

Reír genera endorfinas. Las endorfinas son neurotransmisores que, según el blog Reverse Therapy, son hasta 20 veces más potentes que los analgésicos.

Dado lo anterior, un ataque de risa (de esos que en la adultez ya no nos dan mucho), puede aliviarnos ciertos dolores gracias a la segregación de las endorfinas. Estas son algunas de las cosas que suceden en tu cuerpo:

  • Te da una sensación de calma y bienestar.
  • Mejora tu humor.
  • Si sientes dolor, se reduce hasta un 70% o completamente.
  • Retrasa tu envejecimiento.
  • Potencian las funciones del sistema inmune.
  • Reduce tu presión sanguínea.
  • Contrarrestan los niveles de adrenalina asociados con la ansiedad.

La risa, sobre todo durante un periodo de dolor o depresión, manda un mensaje al cerebro de que todo puede mejorar, acelerando así la recuperación de cualquier tipo de conflicto emocional o psicológico.

Es importante que, para que tu cuerpo sienta el verdadero efecto de la risa, lo hagas de manera natural y sin inhibiciones. Suelta la carcajada sin pena (claro, prudencia ante todo) y siempre encuentra un ratito del día para hacer esta terapia.

Cuando te ríes con honestidad, literalmente logras distraer tu mente e cualquier problema. No importa si es por unos minutos, el efecto es inmediato.

Inicia tu semana de buenas y con la mejor actitud. ¡A reír!