Este es el rejuvenecimiento vaginal que dura solo 5 minutos

Cada vez son más las mujeres que se someten a este tipo de tratamiento no invasivo.

Presentado por PREMARIN®

 Imagen foto_00000036

 

El ginecólogo Ariel Luksenburg, del Centro Rejuvemed, explicó que los procedimientos de rejuvenecimiento vaginal son una realidad en nuestro país y que experimentó un aumento del 50 por ciento de las consultas sobre este tema. Según el especialista, se debe a la exigencia de la mujer a mejorar su calidad de vida.

       DESCUBRE MÁS:

 

"La mujer quiere estar más bella e invierte en tratamientos de estética. También quiere sentirse plena en todo el sentido de la palabra y el rejuvenecimiento ginecológico es algo que mejora su calidad de vida y su sexualidad en un giro de 180 grados, que agradece tanto la mujer como su pareja", señaló Luksenburg.

Este tratamiento no es invasivo y dura cinco minutos. Actúa como bioestimulante activando la microcirculación capilar, tensando el canal vaginal, favoreciendo la vasodilatación y el riego sanguíneo, potenciando la regeneración de los tejidos y aumentando el espesor de la mucosa vulvo-vaginal. Lo que a su vez aumenta la lubricación natural e incrementa la inmunidad y las defensas vaginales. Además, reduce el riesgo de infecciones vaginales y urinarias, y mejora la calidad de vida sexual y los daños provocados por el envejecimiento natural y los partos.

La menopausia en la mujer puede pasar inadvertida o por lo contrario, ser muy sintomática. Muchos de estos síntomas afectan la calidad de vida de la mujer. La falta de lubricación vaginal puede generar problemas en las relaciones íntimas de la pareja, transformando una experiencia placentera en una situación dolorosa. Esta condición, secundariamente, puede llegar a deteriorar la autoestima de la mujer y su vida de pareja, comentó el especialista.

Este procedimiento reduce los costos y riesgos del ahora antiguo procedimiento quirúrgico vaginal, ofreciendo un tratamiento rápido y seguro que permite mejorar la calidad de vida no solo de las mujeres, sino que también de la pareja.