Senadora realizó discurso de 12 horas para salvar el aborto en Texas

La demócrata Wendy Davis logró impedir que se aprobara el proyecto de ley conocido como ‘SB 5’ el cual podría hacer que cerraran todas las clínicas de aborto en Austin y sus alrededores dentro del estado.

La senadora demócrata Wendy Davis, habló durante más de 12 horas en la reunión realizada ayer en Austin. El tema era nada más que el aborto y el motivo por el cual la política norteamericana estuvo durante tanto tiempo fue para frenar la votación de la legislación ‘SB 5’ que intenta prohibir los abortos luego de las 20 semanas de embarazo, además regula las clínicas abortivas al punto que muchas de ellas podrían ser clausuradas según informa el Huffingtonpost.

Wendy incluso se convirtió en trending topic en Twitter con el hashtag #StandWithWendy debido a su proeza con el fin de continuar con la actual ley de aborto en el Estado.

La ‘SB 5’ que intenta lograr proviene del bloque republicano, y se basa en la posibilidad de las mujeres de realizarse antes un aborto mediante los kits que entrega el servicio médico del estado. “En la sala de emergencia tienen lo que se conoce como los estuches de violación, en los que una mujer puede quedar limpia”, dijo Jodie Laubenberg (R) patrocinadora de la controversial propuesta. “La mujer tiene cinco meses para tomar esa decisión, en este momento estamos viendo a un bebé que ya se ha desarrollado”.

000171542779.jpg

Fotos: AFP

El acto realizado por Davis es conocido como filibusterismo y la idea es que el tiempo -la sesión dura máximo hasta la media noche- no alcance para votar un proyecto de ley. Incluso, esto mismo intentaron hacer más de 400 personas que entraron a la sala para manifestarse en contra de la iniciativa republicana según informó The Associated Press. Sin duda, no es una labor fácil, ya que la persona elegida para cumplir este desafío no se puede sentar, tomar agua ni parar su discurso.

“Nosotros, los demócratas estábamos dispuestos a votar favorablemente [transporte y Justicia Juvenil] al inicio de la jornada. Habíamos comunicado ese mensaje al vicegobernador que serían los dos primeros proyectos así al menos podríamos asegurar el paso de los que no serían bloqueados. Sabíamos que iba a ser un día filibustero, y el vicegobernador de alguna razón decidió no avanzar los proyectos de ley en primer lugar. Creo que quería maximizar la cantidad de tiempo que estaría de pie con la esperanza de que no iba a tener éxito en una maniobra obstruccionista. Lamento ver que eso sucediera”, comentó a la prensa Davis.