Pareja

¿Se fue sin dejar rastro? 3 maneras de superar el "ghosting" de tu (ahora) ex

Si tu pareja de pronto desapareció de la faz de la tierra, no te ahogues en lágrimas y sigue leyendo.

Por Karen Hernández

Imagina esta situación: estás saliendo con un chico, hay risas, besos y puros buenos momentos, pero un día despiertas y no tienes ni un sólo mensaje ni llamada de su parte, esperas todo el día y nada, pasan los días y nada. Entonces tu cabeza y tu corazón comienzan a dar vueltas en busca de respuestas sin obtener nada; el susodicho desapareció de la faz de la tierra, aplicando el llamado fenómeno “ghosting”,

       DESCUBRE MÁS

 

Esta parecer ser una de las maneras más crueles de terminar una relación, pues te toma por sorpresa y no hay oportunidad de cruzar palabra alguna para arreglar cual sea  el problema. Esta situación hace que pases de sentirte en la cima del universo, a una miga de pan, pues aquello que creías la máxima expresión de amor, se convirtió en dudas, lágrimas y un dolor incesante en el corazón. Tranquila, junto a nuestro gurú del amor, Matthew Hussey, te diremos cómo superar el trago amargo.

Lo primero que debes hacer es dejar de preguntarte “por qué”. Es un desperdicio de energía  buscar respuestas y soluciones a algo que no está en tus manos. Apréndetelo: no tiene nada que ver contigo o con algo que hiciste o dejaste de hacer. Recuerda que quien te quiere, te querrá con todos tus defectos, virtudes y características que te hacen tal cual eres.

Sí, sabemos que te mueres por saber qué pasó y que te vuelve loca no tener respuestas, pero siendo realistas, ponerte en un papel masoquista no va a solucionar nada. No puedes controlar las acciones de la otra persona, ni tampoco puedes adentrarte en su mente y entender por qué actúa así. Aprende a ignorar lo que no puedes controlar y concéntrate en las partes que puedes controlar, como por ejemplo, tu vida. Tú eres la única que puede decidir si quedarse todo el día en cama, llorando y viendo la pantalla del celular, o salir a divertirte. La vida se encargará de abrirte nuevos caminos si estás dispuesta a dejar el pasado atrás. 

No se trata de analizar todos tus defectos, sino darte cuenta de los puntos débiles que tuviste estando con esa persona. Quizá entregaste tu alma demasiado rápido y te entusiasmaste tanto que te cegaste ante las señales de alerta que el hombre mandaba. . Si sólo piensas que estaba intimidado o que le dio miedo, es probable que vuelas a toparte con una persona similar. Preguntarse “qué pude haber hecho diferente” te ayuda a mejorar esos puntos débiles para no volver a caer en eso otra vez y te encaminará hacia una relación sana. Ojo, esto no significa que debes pasar toda una vida pensando en el “hubiera”. Terminarás en un ciclo vicioso sin fin y perderás todas las oportunidades para conocer a alguien nuevo. 

En conclusión, “no eres tú, es él“. Los problemas se resuelven entre dos y él sólo tomó una decisión egoísta. y se fue por el camino fácil de no dar la cara. Por nada en el mundo le mandes un mensaje o lo llames. Si vas a buscar, que sea a alguien más. Sal con esos amigos que dejaste de ver cuando estabas en pareja y aprovecha para arreglar tu vida y descubrir el mundo.

 

 

 

Síguenos en Facebook

Síguenos en Instagram

Síguenos en Twitter