Las suelas rojas dejarán de formar parte del monopolio de Loboutin

La justicia europea entiende que no se puede como registrar como marca el rasgo principal de la firma de lujo francesa

La firma de calzado del francés Christian Louboutin no tiene exclusividad sobre las famosas suelas rojas, según las conclusiones publicadas por el abogado general del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE), Maciej Szpunar, que entiende que se puede rechazar la protección como marca de una forma y un color.

De esta manera, el Alto Tribunal ha dado la razón a Van Haren, la cadena holandesa de zapaterías que en el 2012 vendió unos stilettos con la suela también en rojo. Aunque las conclusiones de Szpunar no son vinculantes, suelen orientar el dictamen del tribunal.

“Lo que realmente cuenta en la percepción del público no es la distinción entre marcas de forma, de color o de posición, sino la identificación del origen del producto basada en la impresión global de un signo”, sentencia la nota del tribunal de Luxemburgo. Ahora le toca a la Corte holandesa decidir “si el color rojo de la suela da un valor sustancial al producto”, asegura el comunicado del TJUE.

Litigios que vienen de lejos

El pleito se remonta al 2013, un año después de que la empresa holandesa Van Haren comercializara zapatos con la suela roja. Entonces Christian Louboutin -quizá, junto con Manolo Blahnik, el zapatero más famoso del mundo- acudió a la justicia para recordar que él registró las suelas rojas de sus zapatos en Bélgica, Holanda y Luxemburgo, y que tres años después su empresa cambió la clasificación por “zapatos de tacón alto cuya enseña consiste en el color rojo (Pantone 18 1663 TP) aplicado a la suela de un zapato”.

Step up your game. #LouboutinHomme 📷 @philvalles

A post shared by Christian Louboutin (@louboutinworld) on

Artydiva’s billowing hand-tied bow in black mousseline casts a spell.

A post shared by Christian Louboutin (@louboutinworld) on

Esta no era, sin embargo, la primera vez que Louboutin acudía ante la justicia para defender la exclusividad de su enseña colorada, desde que comenzó a fabricarlos en 1992.

Con Yves Saint Laurent también se las vio antes. Finalmente, y tras varios años de litigio, en septiembre del 2012, la justicia de EEUU le dio la razón y la exclusividad para usar el rojo en las suelas a Louboutin. “Siempre y cuando esta parte del zapato no sea de este color por sí mismo”, defendía aquella sentencia, que hoy sería contraria al fallo del abogado general del TJUE, Maciej Szpunar.

La debilidad de las famosas

Christian Louboutin es uno de los más famosos diseñadores de zapatos de todo el mundo. Sus modelos, que pueden superar los 4.000 euros y nunca bajan de 500, se venden en más de 40 países. Marcas de alta costura como Jean-Paul Gaultier, Chloé, Azzaro, Victor & Rolf, Givenchy y Lanvin calzan a sus modelos en los desfiles con sus tacones, de los que también son adictas celebrities como Penélope Cruz, Carla Bruni, Paulina Rubio, Jessica Chastain, Emma Stone, Heidi Klum, Irina Shayk, Christina Aguilera, Sienna Miller, Sarah Jessica Parker, Miley Cyrus, Taylor Swift, Lady Gaga, Olivia Palermo o Rihanna.