Vogue USA habla de diversidad pero retoca figura de modelo plus size en su portada

La mano de Gigi Hadid fue photoshopeada para adelgazar a

Revista Vogue es la más importante del mundo de la moda. Durante más de 100 años han registrado todos los cambios de la moda mundial en sus 22 ediciones al rededor del mundo.

Sin embargo, a pesar de ser un registro histórico sobre la evolución de la moda, también ha sido acusada de promover los estereotipos femeninos ignorando fríamente los problemas de autoestima y de salud que estos generan a las mujeres más inseguras.

Justamente ahora, Vogue USA se encuentra en medio de la polémica por su más reciente portada (febrero 2017), donde aparecen las siete modelos más populares del momento: Liu Wen, Ashley Graham, Kendall Jenner, Gigi Hadid, Imaan Hammam, Adwoa Aboah y Vittoria Ceretti.

La idea original, se supone que es celebrar la diversidad por eso se incluyen mujeres de distintas razas y también tallas, he ahí la presencia de Ashley Graham, modelo pluz size. A pesar de ser una noble idea, todo se embarró con la forzada posición y además del retoque digital de la imagen tomada por los famosos fotógrafos Inez & Vinoodh.

kendalljennergigihadidashleygrahamliuwenadrianalimavogueusmarch20171660x650.jpg

“En un clima de vetos migratorios y construcción de muros los nombres más relevantes de 2017 demuestran que no hay un prototipo de mujer americana y que no lo ha habido nunca”, es el mensaje que aparece en la publicación para contextualizar la portada, que además es la edición especial por los 125 años de la revista.

Los detalles que se observan a simple vista es que la mano de la top model Gigi Hadid está retocada y muy mal, se le ven los dedos alargados. La mano de Gigi se parece a la de “Mi amigo MAC” y su brazo es igual al de Peter La Anguila. Imperdonable para Vogue.

Además, llama la atención que Ashley es la única que posa su brazo sobre sus muslos, usa un short negro mientras que las otras de colores vivos, también se ha dicho que la modelo fue la única que usó medias en la foto. Los responsables aún no han salido a confirmar o negar los dichos pero no es necesario ser un experto para ver que la figura de la modelo plus size tuvo un tratamiento especial y diferente que el de las demás.

Un punto que me parece “curioso” es que esta portada ha sido ampliamente cuestionada en muchos medios de comunicación internacionales uno de ellos Vogue España.

voguenews66258147620x.jpg