Diseñadora chilena se luce en México con su trabajo

Siempre es un reto y un honor ser invitada a representar a Chile en ferias y eventos internacionales. Esta fue la experiencia de Daniela Acuña, de @arteorigen, en la reciente Expo Aladi México 2016.

Por: Alexandra Gallegos A.

Hace tres años surgió la idea de llevar adelante una gran macrorrueda de negocios en la región, que finalmente se plasmó en lo que hoy se denomina Expo Aladi, evento que tiene como principal protagonista a las pequeñas y medianas empresas de 10 países sudamericanos más Cuba, México y Panamá. A sus participantes les permite aproximarse mejor a las posibilidades de asociación, complementariedad, financiamiento y a un conocimiento más exhaustivo de las preferencias y las opciones que ofrecen los distintos acuerdos comerciales. La idea a futuro es convocar a los restantes países centroamericanos y del Caribe para, precisamente, contribuir al conocimiento recíproco y darle mayor materialidad a la idea de unidad latinoamericana y caribeña.

Desarrollada en Torreón, Coahuila, México, del 19 al 21 de octubre, en esta versión Chile estuvo representado, entre otros, por dos destacadas diseñadoras que utilizan nuestras raíces históricas para desarrollar prendas de moda exclusivas y de altísima calidad. Nos referimos a Daniela Acuña, de Arte Origen, y Elizabeth Schmeisser, de Color Vegetal, quienes fueron seleccionadas por ProChile (Programa de Fomento a las Exportaciones Chilenas, dependiente del Ministerio de Relaciones Exteriores) entre muchísimos postulantes.

"La experiencia de viajar a México a esta gran macrorueda fue una experiencia llena de personas increíbles, pequeñas empresarias con las cuales compartimos reuniones comerciales para iniciar nuestra carrera como exportadoras. Todo el equipo de ProChile fue un gran apoyo, existiendo retroalimentación", cuenta Daniela, recién llegada de México, donde mostró su colección "Lazos". "Creo importante que se sepa de este tipo de oportunidades a través de la prensa, porque hay muchos diseñadores que están sobresaliendo y sacando el nombre de Chile al extranjero. En mi caso me siento orgullosa y muy contenta de haber sido seleccionada entre más de 200 postulantes".

Daniela –que está por sacar su quinta colección– gracias a este viaje pudo conocer más de cerca el vestuario artesanal de México y de Guatemala, sus huipiles. "Fue un viaje lleno de experiencias junto a grandes mujeres. En lo personal, como antropóloga audiovisual y diseñadora del alma, pude acercarme un poco más a la historia de los huipiles de Antigua, Guatemala, y a los vestidos tradicionales de México. La moda ha existido desde los principios de la civilización; la comunicación que se da con los vestidos es una comunicación no verbal. Ejemplo claro es al observar una pintura: para cada persona tiene un significado distinto dicha pintura".

Para Daniela, hablar de vestimenta tradicional es como tener un antecedente cultural de un pueblo. Por ejemplo, Oaxaca, en México, es un Estado muy diverso en trajes típicos, especialmente porque se divide en ocho regiones y cada una tiene su propio traje. Cada prenda tiene su diseño, colores y texturas, los cuales se mezclan con las técnicas coloniales y los símbolos indígenas; cada puntada revela una idea de cada región del Estado de Oaxaca. "Algunos de los colores que se utilizan se obtienen de la naturaleza: el rojo, de la gran cochinilla, insecto que vive en el nopal y que una vez triturado y hervido proporciona hasta dieciseis tonalidades de color; el azul, del índigo, nacido de la fermentación del añil; el negro, del huizache; el amarillo, del musgo roca. Además otros colores se extraen del maíz".