¿Qué me aplico primero? Conoce esta guía definitiva para tu rutina de skincare

Hacernos un tiempo para cuidarnos a nosotras mismas, aunque sea dos veces al día por unos minutos, debe ser una prioridad. Además, saber en qué momento ocupar cada producto es indispensable para tener los resultados deseados.

Cada día son más las mujeres que han comprendido la importancia de incorporar un ritual de belleza que nos ayude a hacer una pausa, ya sea al comienzo del día como al final de este, para conectarnos con nuestra mente y cuerpo, y dedicarnos al cuidado personal.

Este es el secreto de belleza más importante de las mujeres coreanas, quienes son conocidas mundialmente por la exquisita calidad de su piel, así como por incluir mascarillas hidratantes y productos muy específicos en su rutina de skincare.

El éxito de la rutina coreana radica en que se trata de un estilo vida. Desde que nacen, se les enseña en su cultura cómo cuidarse y lo importante que es tener una piel de buena apariencia, y en nuestro país, esta tendencia suma cada día más adeptos.

El skincare se ha vuelto tendencia en los últimos años, pero más que una moda, es la mejor manera de mantener una piel saludable frente a todos los factores a los que la sometemos durante el día, como el frío, la calefacción o la contaminación. Conocer en qué orden usar cada producto es indispensable para que hagan su mayor efecto.

Como sabrás, no existe una rutina única para todas las mujeres, ya que todas tenemos pieles distintas, pero sí, hay un paso a paso inspirado en la rutina coreana, que podemos seguir con los productos específicos para cada una.

Aquí te presentamos ocho claves para una rutina en casa, que puedes modificar según las necesidades que tengas, quitando o agregando pasos.

  1. Limpieza del rostro

Por la mañana y de noche enjuaga tu rostro con una pequeña cantidad de limpiador, desmaquillante o agua micelar. Es importante no usar jabón para no alterar el PH de tu piel. Puedes utilizar un algodón o toallas desmaquillantes para eliminar las partículas de suciedad de los poros.

  1. Usa un tónico (optativo)

Vierte unas gotas en las palmas de tus manos o en un algodón y desliza suavemente sobre el rostro. Este paso podría no ser indispensable si tienes un tipo de piel normal sin necesidades especiales.

  1. Aplica suero

Durante la mañana se recomienda usar un suero con antioxidantes, como por ejemplo, de vitamina C, porque protege la piel de los radicales libres que encontrarás durante el día. En esta época del año, donde hace más frío, la piel tiende resercarse y agrietarse, por lo que es vital mantener un suero de rutina facial piel seca, que asegure la humectación prolongada en nuestro rostro.  En la noche, se recomienda usar uno humectante con ácido hialurónico.

  1. Contorno de ojos

Si decides usar una crema específica para el contorno, deberás aplicarla solo en esta zona de la cara y antes de la crema hidratante.

  1. ¡Siempre hidratación!

Es indispensable usar una crema hidratante. Si tienes piel grasa, busca una de textura ligera, pero nunca dejes de aplicar este paso.

  1. Tratamiento localizado

Si estás usando un tratamiento antimanchas, o haciendo un ritual skin care acné para combatir granitos y espinillas, este es el momento donde debes aplicarlo en las zonas afectadas. Esta parte del skincare se recomienda que sea durante la noche.

  1. Aceite facial

Este paso es mágico si tu piel se reseca fácilmente, el aceite funcionará como un sellador de la hidratación, ya que evitará que el ambiente seque el rostro. Puedes obviar este paso si tu cutis es muy graso y no te gusta la sensación del aceite en tu rostro.

  1. Protector solar

Por último y lo más importante en toda la rutina, aplicar pantalla solar todas las mañanas y reaplicar durante el día. Ya sea para prevenir el envejecimiento prematuro de la piel,  evitar la aparición de manchas o líneas de expresión, o hasta para prevenir el cáncer a la piel.

Es crucial que lo apliques 20 minutos antes de salir y elijas uno que proteja de los rayos UVA y UVB.

Te puede interesar: