Consejos para utilizar faldas y vestidos midi ideales según tu estatura

No aplica el mismo largo para bajitas o altas. Te decimos cómo reconocer el perfecto para ti.

Las prendas con largo midi suman como fanáticas a más víctimas de la moda por la versatilidad que ofrecen. En sus versiones de faldas o vestidos, siempre dan un toque diferente a los atuendos.

Se conoce como midi cuando el largo de la vestimenta en cuestión cae a mitad de la pierna, entre la rodilla y el tobillo. Este tiene su origen en los años 50 y definitivamente es ideal dentro de las tendencias para primavera y verano.

Ropa para mujeres curvy: 3 tendencias que tienen que estar en tu armario

Llega la primavera y verano y con ellas, la oportunidad de renovar los atuendos

El largo midi para ti

Sin embargo, no a todas les queda bien la misma dimensión.

Por ser bajita, es decir hasta 160 centímetros de estatura, no significa que debas renunciar a ellas pero prueba una fórmula matemática que para los expertos del estilismo es infalible.

Faldas midi Con colores pasteles y estampados, son perfectas para el verano. - Instagram

Según la revista Glamour España esta se basa en dividir tu altura hasta los hombros entre 1.618, el resultado, es el largo perfecto que debe tener.

Al momento de ejecutar este truco debes utilizar los zapatos que quieras combinar con tu falda o vestido para medirlos también cuando compruebes la estatura.

Con esto, tendrás un resultado matemático basado en la proporción de tu cuerpo por lo que siempre lucirás bien aunque, conforme con la misma fuente, no significa que únicamente lo podrás usar con ese par de calzado.

Faldas midi Versátiles para utilizarlas con zapatos bajos. - Instagram

Faldas para todas

Si mides entre 160 y 170 centímetros, este tipo de corte es el que más le saca provecho a tu cuerpo. A las más bajas les conviene usar frecuentemente minifaldas mientras que las más altas lucirán como anillo al dedo las maxi.

Desde que llegaron se han quedado en los armarios de las mujeres durante décadas puesto que estilizan el cuerpo, tornean las pantorrillas y alargan las piernas. 

Además aportan infinitas ideas ya sea para lucir en un evento formal, casual, combinar con blusas, tops, tacones o sandalias. La creatividad hace el resto.

Te recomendamos en vídeo: