logo
/ Cortesía: Walmart
Moda y Belleza 18/11/2019

¿Tienes la piel sensible? Cuida tu rostro y cuerpo con esta rutina de belleza

Aprende a tratar adecuadamente tu piel con estos consejos

Existen distintos tipos de piel: mixta, grasa, sensible, seca o normal. La categoría se encuentra determinada por varios factores. En el caso de la piel sensible, se caracteriza por la facilidad de reaccionar ante cualquier estímulo, ya sea mecánico o químico. Se irrita fácilmente y hasta puede ocasionar reacciones como rojez,  hormigueo o picazón en la piel, alergias e incluso heridas en los casos más severos. Para tratar este tipo de piel, es importante brindarle cuidados especiales, para protegerla y mantenerla saludable.

Para eso, la cosmetóloga de The Body Shop, Alejandra Abarca, entrega una rutina de belleza adecuada para una piel sensible:

  • Limpieza: Para mantener una piel limpia y fresca, es importante utilizar productos adecuados como leches o geles, debe ser muy suave y debe cumplir con las siguientes condiciones: hipoalergénico, ph neutro, libre de alcohol.
  • Hidratación: Se pueden encontrar en tónicos o lociones hidratantes, como cremas de nutrición para el rostro y cuerpo, que deben cumplir un factor común: libre de perfumes, y preservantes, ya que a veces son altamente irritantes y nocivos para la piel.
  • [producto link=”https://www.linio.com.mx/c/articulos-de-cuidado-facial/tratamientos-faciales” foto=”https://media.metrolatam.com/2019/11/25/hialuronico-380d8b7bd5c8c0b261185c40daebcaa4.jpg” boton=”https://ads.metrolatam.com/mx/2019/01/EditorialPublimetro/liniogris.jpg” titulo=”Aceite Hialurónico – Colágeno” precio=”$159.00″]

  • Exfoliaciones suaves: En la industria de la belleza, existen exfoliantes suaves, de gránulos muy finos que son más adecuados para la piel sensible. Es necesario buscar productos que sean hipoalergénicos y no abusar de la exfoliación. En una piel sensible, es recomendable realizarlo cada 21 días, y por la noche para darle tiempo de recuperarse.
  • Protección solar: Es necesario utilizar factor solar todos los días, e incluso cuando está nublado. Se recomienda el uso de una loción o crema fotoprotectora, tanto en invierno como en verano.

Existen pieles que son muy reactivas y alérgicas, que pasan de ser sensibles a piel atópica. Estas requieren ser evaluadas por un dermatólogo y tratadas debidamente. En estos casos, se necesitan tratamientos especiales y medicados con ayuda de un profesional especializado.

Te recomendamos: