Bronzing eyes: para una mirada impactante

Esta técnica le va bien a cualquier color de piel.

El Bronzing eyes es una técnica de maquillaje que se trata de broncear los párpados con colores cafés y puntos de luz, dando como resultado un efecto natural, cálido y sutil en cualquier skintone.

Esta tendencia de maquillaje suaviza las facciones y hace lucir los ojos de mayor tamaño.

Con el Bronzing eyes la mirada queda mucho más iluminada generando sensación de amplitud y el rostro adquiere una tonalidad más cálida, lo que suaviza los rasgos.

Para elegir el color que va crear los bronzing eyes se debe utilizar una sombra cálida, un par de tonos más oscura que tu piel natural, pero añadiendo un punto extra de brillo. Es importante que la sombra/bronceador/iluminador que elijas tenga un brillo satinado.

Crea el bronzing eye

Primero es necesario perfeccionar la piel con una rutina de skincare y prebase que suavice el contorno de ojos, esto te ayudará a conseguir una textura lisa y uniforme para que las sombras luzcan impecables.

Cuando el cutis esté listo, aplica un color bronce (dos tonos más oscuros que el de tu tez) en el párpado móvil y define la cuenca del ojo con un pigmento ligeramente más profundo, debes difuminar el color con movimientos ascendentes hacia la sien para que se vea como un smokey muy tenue.

Luego necesitar dar dimensión a la mirada incorporando puntos de luz. Para lograrlo será buena idea desvanecer un iluminador perla o una sombra dorada, con una brocha cónica pequeña, en el lagrimal, en el hueso de la ceja y en el centro del párpado.

Termina el maquillaje deslizando un lápiz delineador nude por toda la línea del agua inferior, marca la línea superior interna con un eyeliner negro, riza las pestañas y coloca tu máscara favorita, ¡esto hará un efecto de ojos más grandes en segundos!

Si quieres que tu maquillaje dure todo el día sigue estos 5 consejos

No es imposible, sigue estos pasos y lo lograrás.

Te recomendamos en video: