Mascarilla de cúrcuma con agua de rosas y leche para combatir las arrugas e hidratar la piel

Esta mascarilla dejará tu piel muy hidratada.

Todas las mujeres queremos cuidar nuestra piel y mantenerla libre de arrugas, y nada mejor para conseguirlo que hacerlo de una forma natural.

Para eso, la mascarilla de cúrcuma con agua de rosas y leche es ideal, pues la curcumina es un antioxidante que hace que la piel esté humectada y completamente sana.

La cúrcuma tiene propiedades antisépticas y antibacterianas que aportan grandes beneficios a la piel.

El agua de rosas y la leche son un excelente tónico, y también un astringente maravilloso, y la harina de garbanzos ayuda a limpiar los poros.

Si juntas todos estos ingredientes, el resultado para la piel será mejor que el que esperas, y podrás eliminar las arrugas de una manera natural.

Mascarilla de cúrcuma, leche, agua de rosas y harina de garbanzos

Ingredientes

2 cucharadas de harina de garbanzos (20 g). (Si no tienes, puedes sustituirla por harina de trigo).

3 cucharadas de agua de rosas (30 ml).

1 cucharada de cúrcuma en polvo (10 g).

1 cucharada de leche entera.

Preparación

Lo primero que debes hacer es verter la cúrcuma y la harina de garbanzos en un pequeño recipiente.

Luego ve agregando el agua de rosas y la leche poco a poco y mezcla todo hasta que logres una pasta.

¿Cómo usarla?

Primero debes lavarte el rostro y luego aplica la pasta sobre toda tu cara.

Déjalo actuar durante 15 minutos y luego enjuaga con mucha agua.

Repite la aplicación 2 veces por semana.

Te recomendamos en video