4 pasos para aplicar la keratina desde casa y lucir fabulosa

Es muy sencillo de hacer.

La keratina es uno de los tratamientos más usados por las mujeres para lucir un cabello liso y brillante.

Sin embargo, no siempre tenemos tiempo o dinero para ir a un salón a aplicarnos el tratamiento capilar, y nos quedamos con las ganas.

Por eso, aquí te decimos cómo puedes hacerte la keratina tú misma, sin necesidad de gastar mucho dinero ni tiempo.

Esto es lo que necesitas

Keratina, champú sin sal, peine o cepillo, toalla o secadora y una plancha alisadora.

4 sencillos pasos para aplicarte la queratina

Lava el cabello

Lo primero que debes hacer es lavar muy bien el cabello con el champú sin sal y al terminar utiliza la secadora con el peine y prepara tu melena. Luego sepáralo en secciones y asegúralos con un gancho.

Esto es para que el producto se pueda distribuir por todo el cabello y que penetre en las hebras de los mechones.

Aplica la keratina

Luego debes aplicar la keratina en cada mechón de cabello. Comienza por la raíz y finaliza en las puntas, igual que lo haces con el tinte.

Asegúrate que quede bien sellada con el cabello y déjala reposar por el tiempo que indica el producto, todo depende del efecto que deseas, y el tipo de cabello que tengas.

Alisa con la plancha cada mechón

Después de que haya pasado el tiempo necesario seca tu cabello y usa la plancha para alisar cada mechón.

La plancha debe estar a temperatura elevada para que el calor selle la keratina. En ese momento puede aparecer un poco de humo y el olor puede ser muy fuerte, si esto sucede usa una mascarilla.

Luego asegúrate de que toda la cabellera haya quedado lisa y brillante. Aquí debes cuidar muy bien que no le caiga ni una gota de agua al cabello.

Espera 4 días para sacarla

El último paso es esperar 4 días para lavarte el cabello y sacarte el producto. Lávalo y sécalo con normalidad, y si no está complemente liso puedes utilizar un secador o la plancha para que quede perfecto.

Te recomendamos en video