5 tips para ordenar tu clóset

Se trata de que vivir se vuelva más sencillo y tu armario más práctico.

No importa qué tan grande sea, pareciera que el espacio del armario nunca nos da abasto. Además de ello, el constante acomodo y desacomodo del mismo hace que no pase mucho tiempo antes de que, de nuevo, se convierta en una total zona de desastre. El diario ir y venir de las prendas contribuye al desastre, pero si para comenzar no tenemos la mejor base que sea posible, es decir, un orden casi incorruptible, es casi seguro que no llegará al día siguiente después de acomodado. Además, el desorden aquí es como una bola de nieve, entre más lo dejes rodar, más difícil será controlarlo después.

Claro, tampoco soy una fanática del orden. Yo creo que este debe ser práctico y fácil de mantener sin que todo esté incómodamente guardado todo el tiempo. No se trata de que parezca que nadie vive ahí, sino que le sea más fácil vivir. Así que aquí hay 5 consejos prácticos que les ayudarán para tener un clóset mucho más organizado.

1. Entre menos ropa, mejor

Claro, todas queremos un clóset completamente lleno de ropa que nos dé las posibilidades de vestirnos diferente todos los días. Sin embargo, eso no significa tener un clóset lleno. Eso más bien depende de nuestros básicos y qué tan bien los sabemos combinar. Vaya, si tienes serias limitaciones de espacio, siempre puedes intentar con un clóset cápsula.

A lo que me refiero es, ¿de qué te sirve guardar esa blusa que nunca te pones, o las playeras que regalaron en un evento de tu trabajo? Seguro has cambiado y algunas piezas que te gustaban mucho hace tres años ahora te parecen un desastre (o simplemente ya pasó su época). Es un proceso natural, así que tómate la molestia de revisar tu armario al menos dos veces al año para que esto no suceda y tengas mucho más espacio. Este es el concepto básico, aunque muchas veces es difícil de aplicar. Pero me lo agradecerás el día en que te mudes a otro

2. ¡Tubos! ¡Benditos tubos!

Tener un clóset con tubos no sólo sirve para acomodar la ropa en ganchos, te puede hacer la vida mucho más fácil. Por ejemplo, además de colgar la ropa, puedes usar un gancho con pinzas para colgar tus pares de botas largas (sin que se caigan, maltraten o doblen).

(C) pretty please us[/caption]esoltera.com/”>departamento.

También puedes usarlos para colgar tus bufandas y foulards y por supuesto, los zapatos. La mejor parte es que no necesitas herramientas especiales para colocarlos, pues hay algunos que tienen un resorte en su interior y se sostienen por medio de tensión.

tensionrodscloset.jpg

(C) The Gloss

3. Usa la parte trasera de las puertas

Ya sea colocando clavos para colgar collares y cinturones, una rejilla para colgar cosas, un organizador de bolsitas o separadores. Son muy útiles para todas esas piezas pequeñas, o largas a las que es difícil encontrarle lugar en una repisa o un cajón.

easyclosetorganiztiontipscuteteengirlsclosetclickpicfor36diyclosetorganizerideas.jpg

(C) browser.net

4. Aprovecha los ganchos

Pero porfavor no cuelgues más de una pieza en el mismo. En vez de eso, usa la uña de una lata de refresco para colocar un gancho colgando en el otro.

sodacantabhangerstaggering.jpg

(C) Idea Bottle

5. Guarda todo lo que sea estacional

Suéteres de lana y trajes de baño no se ocupan todo el año, sino ciertos días, por lo que puedes colocar estas piezas en cajas que no te queden tan a la mano. Incluso puedes usar unas coloridas. No importa que no te queden tan al alcance, de todas maneras no las usas a diario. Además, te tenemos geniales tips para que lo adaptes al cambio de temporada.

elfacloset1.jpg

(C) The container store

Con estos tips, tu clóset tendrá mucho más orden, y la mejor parte: uno que durará más de un día.