Embarazo: ¡Tengo sueño a todas horas! ¿qué hago?

Te explicaremos por qué y cómo manejarlo.

"Tengo sueño a todas horas desde que estoy embarazada". Esa es la afirmación de muchas futuras madres y aquí de te explicaremos por qué y cómo manejarlo.

Esto es perfectamente normal en los tres primeros meses de embarazo. Las razones de esta hipersomnia según el portal de Sanitas son los cambios metabólicos y hormonales que se producen en el organismo de la mujer.

¿Cómo cuidar tu parto en tiempos de pandemia?

Las preocupaciones de las madres son múltiples al tener que asistir a una clínica a dar a luz

El sueño, como reparador de energía del cuerpo, constituye una defensa biológica del organismo para ayudar a la mujer a llevar adelante el embarazo.

Razones psicológicas

Para los psicólogos, esta mayor sensación de sueño corresponde a una situación regresiva de vuelta a la primera infancia y que permite identificarse con el feto, que duerme muchas horas al día, según lo reseña el diario ABC.

 ¿Cuántas horas es lo normal dormir en el ambarazo?

Lo normal son de 8 a 10 horas de sueño por la noche y, durante el día, haga siestas breves, de unas dos horas.

embarazo embarazo - Pinterest

Para reducir el cansancio y la somnolencia del primer trimestre se recomienda

  • Alimentación ligera: No se trata de reducir la ingesta de calorías, sino de comer más veces al día repartiendo la cantidad de alimentos que ingieres. Así evitas digestiones pesadas, que generan somnolencia.
  • Comida en casa: en la medida de lo posible, se aconseja comer en casa y aprovechar para una siesta ligera de unos 10-20 minutos.
  • Hidratación: el no beber la cantidad necesaria de líquidos a lo largo del día puede inducir un proceso de deshidratación que se manifiesta con una sensación de cansancio. Debe ingerirse unos 2-2,5 litros de agua al día.
  • Ejercicio físico moderado: un paseo diario, especialmente si se realiza después de comer, permite recuperar energía.

Para dormir de un solo tirón

  • Cenar temprano: hay que evitar acostarse sin haber hecho la digestión, por lo que conviene cenar dos horas antes de hacerlo.
  • Tomar poco líquido antes de acostarse: si no se bebe ningún líquido después de la cena, mejor. Bastará con orinar antes de acostarse y no se sentirá esta necesidad antes durante la noche.
  • No tomar bebidas excitantes (café, té, refrescos con cafeína) después de la comida del mediodía.
  • Baño relajante: un baño en agua caliente produce un efecto relajante y favorece la conciliación del sueño.
  • Posición cómoda: hay que buscar la posición más cómoda para dormir. Suele ser de lado y sobre el costado izquierdo.

Te recomendamos en video: