¿Qué hacer si mi bebé se araña?

Se trata de una inquietud sumamente frecuente entre las madres de bebés recién nacidos.

Se trata de una inquietud sumamente frecuente entre las madres de bebés recién nacidos. Más allá de ser algo superficial, muchas veces las heridas pueden infectarse y eso preocupa a las mamás.

Una de las consultas más habituales en el pediatra tiene que ver con los rasguños, principalmente en el rostro. La pregunta: ¿Qué hago si mi bebé se araña?, es muy común entre las madres primerizas. Acá te contamos cómo puedes actuar y te daremos algunas recomendaciones:

– Unas de las soluciones más habituales es colocarles a los bebés guantes o mitones de algodón. Otra opción es comprarle ropa que ya incluya una prolongación en las mangas.

– Hay madres que le cortan las uñas a los bebés para que no se rasguñen. Es muy importante que, si lo haces, tengas la supervisión de un experto —como puede ser el pediatra—. Ten en cuenta que un mal corte puede dejarle las uñas aún más filosas y así provocar una infección, o incluso una herida.

– Si tu bebé se rasguña bastante seguido por más de que le cortes o limes las uñas, tendrás que lavarle muy bien las manos y la cara.

– Los bebés recién nacidos son muy delicados; cualquier perfume o fragancia es perjudicial para su salud. Para lavar una herida y desinfectarla, siempre es mejor usar jabones neutros y agua tibia.

– Algunas veces, los rasguños son tan profundos que causan sangrado. No te pongas nerviosa ni te preocupes; limpia la zona y luego aplica una gasa para que pare el sangrado. Ten en cuenta que hay algunas áreas de la cara más propensas a sangrar, pero que esto no es grave de todos modos.

Te recomendamos en vídeo: