4 cosas que puedes hacer si tu bebé sufre de hipo

Estos episodios son habituales en niños sanos y no requieren atención médica.

Los episodios de hipo son habituales en niños sanos, duran poco tiempo y no requieren atención médica. Es un sonido fastidioso y una sensación incómoda para quien lo padece.

La pediatra Martha Suaza refiere que “la respiración se da en una forma sincrónica al movimiento involuntario de los pulmones con el de la contractura del diafragma. Este es un músculo que divide la cavidad torácica con la cavidad abdominal. Cuando el sincronismo se pierde se produce el hipo”.

Ahora bien, mira qué debes hacer y qué no cuando tu niño padece hipo

Qué hacer ante un episodio de hipo

– Darle una cucharadita de agua.

– Acaricia su nariz con delicadeza para que estornude.

– Si aparece mientras le da pecho o biberón, es suficiente con retirarlo y dejar que vuelva a comer.

– El ritmo natural con el que traga le ayudará a regular su respiración haciendo que el hipo cese.

Qué no hacer frente a un episodio de hipo

– No le des agua con gas.

– Distraer al pequeño haciendo que observe alguna cosa por encima de su cabeza no servirá.

– Taparle la nariz al bebé con el fin de que contenga la respiración.

– Asustarlo. Esto solo traerá como consecuencia un llanto desesperado y no solucionará nada.

Te recomendamos en video