Al trabajo con los hijos

Si duermen todo el rato es factible, pero no siempre ocurre eso.

(c) Reuters

Tengo una amiga que está embarazada, hace unos días nos juntamos a tomar té. Me contaba lo contenta que está con su proceso y todo lo que esto involucra, pero es una fanática de su trabajo y no puede dejar de pensar en qué ocurrirá cuando el post parto termine y tenga que dejar a su bebé al cuidado de un extraño.

Es que a los 3 o 5 meses las guaguas son demasiado pequeñas para prácticamente abandonarlas, entonces una solución sería aumentar los meses de post-natal y la otra es ir a trabajar junto a tu bebé recién nacido. Lo cual tiene pros y contras, obviamente.

Los compañeros de trabajo podrían verse distraídos si el bebé llora o la madre se distraerá mirando a su hermoso y amado bebé, ¿quién sabe? Pero en Italia Licia Ronzulli diputado de Italia llevó a su hija de un mes al salón plenario en Estrasburgo, la mantuvo en los brazos afirmada con uno de esos porta bebés que está súper de moda, esos de género algodón elasticados que parecen una tela que envuelve a los bebés y mamás.

¿Ustedes qué opinan?