Cuando son padres, a los hombres también se les revuelven las hormonas

Se produce una avalancha de hormonas cuando tienen a su hijo en brazos.

(cc) Flickr.com/::: M @ X :::

-No sólo nosotras sufrimos un fuerte cambio hormonal al convertirnos en mamás, a ellos los niveles de oxitocina (la misma que nos provoca las contracciones uterinas) les aumentan, eso se traduce en la instauración de nuevos afectos hacia los hijos.

Un estudio realizado en las universidades de Yale, en Estados Unidos y de Bar-Ilan, en Israel, demostró que cuando los papás tienen a sus hijos en brazos, se libera oxitocina y prolactina y eso condiciona los sentimientos y pensamientos en relación hacia el recién nacido. Según los neurólogos a cargo, esto se traduce en un paso evolutivo para ayudar a los hombres a cuidar a sus hijos.

La avalancha emocional (provocada por la subida de las hormonas) se produce al momento del contacto con el bebé. Incluso los que no estaban interesados en la paternidad o decían no estar preparados, cambian de sentimientos.

El estudio consistió en analizar el nivel hormonal de 43 hombres durante los seis primeros meses de los hijos. El análisis se basó en la capacidad que tenían los padres de compatibilizar con los hijos, de jugar con ellos, de entender sus exigencias y de poder tranquilizarlos. Los mejores padres resultaron aquellos que tenían los niveles hormonales más altos y por lo tanto pasaban más tiempo con los niños. Según esto, los papás eran más proclives a establecer una relación lúdica (las madres tienden a la protección).

Según los psiquiatras que analizaron a los padres, el nacimiento es un hecho que los pone a prueba y que además se da en un escenario tremendamente emotivo, por eso se da el aumento en el nivel hormonal.