Vuélvete una experta en el mundo del vino: conoce más de las variedades de uva

Qué variedad hace el blanco y cuál el tinto

El vino es una bebida disfrutada en todos los rincones del mundo, pero alguna vez te has preguntado ¿Qué tipo de uva se utiliza para cada vino?

Para poder entender un buen vino, es importante saber con qué uva fue elaborado. Dicho esto, los expertos de vinos Balero nos comparten algunos de los tipos de uva más utilizados para la elaboración del vino mexicano.

Los vinos más populares hoy en día son tinto y blanco, por los cual podríamos catalogar las uvas que se utilizan en ellos de la siguiente manera:

Vino tinto: Cariñena, Tempranillo, Garnacha, Syrah o Shiraz, Mencia, Cabernet Sauvignon, Tinta de Toro, Mazuela, PinotNoir o Merlot.

Vino blanco: Chardonnay, Albariño, Gewürztraminer, Palomino, Moscatel, Macabeo Viura, Pedro Ximenez, Verdejo, Sauvignon Blanc o Viognier.

vino

No todas las variedades de uva se utilizan para todos los vinos y es por esto que hay vinos tan diferentes en sabor, cuerpo y textura. A continuación, te compartimos algunas características de cada tipo de uva:

Para el vino tinto

  • Syrah ó Shiraz: Es una uva francesa con una extendida producción en Australia, la Syrah se caracteriza por su forma ovoide y tamaño en forma de baya en México se localiza en Valle de Guadalupe en Baja California. Con ella se producen vinos con sabores característico de las moras silvestres, recordando de esa forma ese color tinto intenso, es un vino potente por su mezcla de cuero y menta.
  • Cabernet Sauvignon: Es una de las uvas con mayor repercusión a nivel mundial, con un elevado nivel antioxidante es idóneo para vinos de crianza, caracterizados por un sabor no solo afrutado y floral sino también herbal. Este tipo de uva es uno de los elementos que encontrarás en el Balero tinto, si te gustan los vinos balanceados.
  • Pinot Noir: Una de las uvas con mayor extensión histórica, presenta un alto grado de dificultad para su cultivo y transformación en vino. Con ella se producen vinos de una tonalidad bastante más clara a los tintos tradicionales, son bastante suaves, afrutados y frescos.
  • Merlot: Con la variedad Merlot se elaboran grandes vinos en la mayoría de las regiones vitivinícolas del mundo. Su origen hay que buscarlo en el sudoeste de Francia, especialmente en Burdeos, desde donde ha viajado al resto del mundo.

Para el vino blanco

  • Chardonnay: Su lugar de origen es la Borgoña Francesa, es la uva blanca más emblemática a nivel mundial. Presenta una forma bastante compacta, pequeña y ovalada. Es ideal para elaborar vinos envejecidos en madera como el Balero Blanco mexicano debido a su bajo potencial oxidativo, presentando de tal forma un toque ahumado en su sabor.
  • Moscatel: Originaria de la ciudad con una de las bibliotecas más famosas del mundo, Alejandría. Esta uva dulce también se utiliza para la elaboración de las pasas. Es idónea para la producción de vinos con aromas dulces y mistelas reproduciendo al sabor de la miel y el azahar, lo que hace que tenga una alta graduación alcohólica.
  • Macabeo-Viura: Uva de hollejo grueso con unas dimensiones que van de lo que se considera mediano o grande, con una forma bastante cilíndrica. Es ideal para la elaboración de vinos envejecidos en roble, predominando de esa forma los aromas frutales y florales.
  • Sauvignon Blanc: Familiar del Cabernet Sauvignon, con él se elaboran vinos más complejos, es un vino más fuerte, más herbal y cítrico que el Chardonnay.

Las uvas son un elemento clave a la hora de elaborar un buen vino mexicano además el disfrutar de una copa te permitirá conocer más sobre las variedades, sabores y elementos que ofrece esta popular bebida. Recuerda que el consumo moderado es la mejor manera de disfrutarlo y si es acompañado de amigos y familia mucho mejor ¡Salud!