Tenencia responsable: ¿Por qué es importante para ti y tu mascota desparasitarla?

El tratamiento regular ayudará a proteger a tu mejor amigo.

Tu mascota fiel, la que te acompaña a pasear, duerme junto a ti y te recibe feliz cuando llegas a casa, también necesita, además de cariño, cuidados especiales por el bien de su salud y la tuya.

Quizás esa adorable mascota que tienes y un parasito no los ves juntos ni es tu peor pesadilla pero, desafortunadamente, estos son extremadamente comunes y los perros son los anfitriones ideales, ya sea para los gusanos y otros parásitos.
Los animales que huelen, sorben, lamen y tragan cualquier cosa que encuentren en su camino, incluida la tierra, la basura y las heces, por lo que están destinados a contraer plagas. Todas las cosas tiernas que hacen con la boca (un beso, jugar y otros hábitos sociales) pueden transmitir los invitados no deseados a los compañeros de juego, tanto caninos como humanos.
No solo la salud de una mascota puede verse afectada por los gusanos y otros parásitos, también pueden representar un riesgo real para la salud de los humanos. Podría resultar particularmente peligrosos para niños y mujeres embarazadas, causando ceguera y defectos de nacimiento.
La organización inglesa “PDSA”, que ayuda animales y a sus dueños, advierte, que un gusano del perro llamado, “Toxocara canis”, puede ser especialmente peligroso para los humanos. Sus huevos se encuentran en excrementos de perro y pueden contaminar objetos y superficies.
Por ejemplo, las moscas que se alimentan de excremento de perro pueden esparcir los huevos. Si una persona pone los huevos en sus manos y luego se toca la boca, la lombriz intestinal puede entrar en sus intestinos.
Los niños están en mayor riesgo por este gusano del perro, especialmente si tienen un perro familiar o juegan en parques donde han estado otros perros. Las larvas, que se desarrollan dentro de la persona, pueden causar ceguera.
Además, los huevos de Toxocara pueden permanecer infecciosos en el suelo durante muchos años. Esta es la razón por la cual es tan importante desparasitar a tu perro regularmente y siempre limpiar sus heces.
Asimismo, los dueños de gatos deben eliminar cuidadosamente la arena para gatos todos los días y luego lavarse bien las manos. Es posible que los gatos que se pasean por fuera de casa también necesiten ser desparasitados con más frecuencia, ya que no puedes limpiar sus excrementos si salen de casa.
Algunos de los síntomas más comunes de las lombrices en los perros incluyen rascado persistente, barriga hinchada, aumento del apetito, pérdida de peso inexplicable, debilidad y heces con sangre o diarrea. En la mayoría de los casos, un examen físico y una muestra de heces son suficientes para diagnosticar a su tu mascota con gusanos y el tratamiento se facilita con desparasitantes.
Al elegir un desparasitante, debe saber qué tipo de gusanos tiene tu mascota. Los desparasitantes para perros vienen en varias formas, así que debes hablar con su veterinario sobre la mejor opción para tu mascota.