Ecuador, la magia que se esconde detrás de Guayaquil y Quito

A 3600 metros más cerca del cielo se encuentra Quito, la capital de Ecuador. Esta ciudad esta llena de cultura y misticismo. Es un lugar que en los últimos años ha crecido de manera vertiginosa.

La imponentes montañas que rodean a Quito, hace que se convierta en un sitio turístico por excelencia. Allí los volcanes majestuosos dejan ver un paisaje perfecto para relajarse y caminar en medio de la naturaleza.

Por ejemplo el Cotopaxi, es uno de los volcanes activos más altos que hay en el mundo. A tan solo 50 minutos de Quito se puede ir a visitar este importante volcán que se encuentra ubicado en cantón Latacunga, Provincia de Cotopaxi.

Para llegar hasta allí en hay una elevación de 5897 sobre el nivel del mar, hay que tener una preparación física que permita desplazarse, pues la altura puede hacer de las suyas en nuestro cuerpo.

Pero no solo los volcanes son un atractivo en la fría ciudad ecuatoriana, también su centro histórico es un lugar que hay que visitar. Las calles que con sus adoquines conserva ese ambiente colonial enamoran a través de su arquitectura.

El centro histórico de Quito uno de los lugares mejor conservado de América Latina. Vale la pena resaltar que desde 1978 ha sido catalogado como Patrimonio de la Humanidad. La arquitectura de sus iglesias es perfecta. Entre ellas están, la Basílica del Voto Nacional, que tiene un diseño espectacular pues es un templo Neogótico. De igual manera, está la Catedral Metropolitana que cuenta con valiosas obras de pintura y escultura.

Pero la iglesia que se debe visitar por excelencia es La Compañía, conocida como la iglesia de oro, esta construcción es catalogada como la obra cumbre del barroco en Latinoamérica. Y si visita esta iglesia, puede disfrutar de otro atractivo turístico, la Plaza de la Independencia.

Mirador: El Panecillo

A 300 metros a nivel del mar se encuentra esta montaña que le permitirá contemplar toda la ciudad. El mejor lugar es el cerro de El Panecillo, allí, en la cima usted podrá divisar toda la estructura quiteña, una vista que sin lugar a dudas lo dejará sin aliento.

Allí el, mejor plan es tomarse un canelazo o entrar a uno de sus restaurantes y probar un plato típico de la ciudad.

Además, La virgen de Quito es una imponente estatua que se encuentra ubicada en la cúspide de El Panecillo. Es un mosaico elaborado con más de siete mil piezas en aluminio. La obra mide 30 metros y cuenta con dos grandes alas que hacen referencia a la virgen apocalíptica.

La mitad del mundo

Uno de los atractivos más importantes que alberga Quito y sus alrededores, es la mitad del mundo, conocida como la línea ecuatorial que divide al planeta tierra. Es por eso, que en ese lugar las cosas funcionan de manera diferente.

Parar un huevo en una puntilla, es posible, así como ver que el agua corra en dirección contraria. Además, visitar los museos que están ubicados en ese lugar es una experiencia inolvidable.

Si usted quiere quedarse en un sector que lo conecte a los lugares más importantes de Quito, la cadena Marriot cuenta con su JW Marriott, este hotel cuenta con un servicio que lo hará sentir especial y único. Además, hace poco, el restaurante, La Hacienda, presentó su nuevo menú que cuenta con cortes de carnes nacionales e internacionales, mariscos y vegetales con el sabor único de la parrilla, donde el fuego es el principal protagonista.

Además con el refinamiento y elegancia que caracterizan a esta cadena de renombre mundial, el hotel le brinda acogedoras instalaciones, así como una amplia gama de servicios para una estancia inolvidable.

Guayaquil, la tierra del cacao

Si usted decide ir a Ecuador, no deje de visitar esta hermosa ciudad, conocida como la puerta de entrada a las playas del Pacífico y a las Islas Galápagos. Entre sus sitios turísticos imperdibles, está el malecón de Simón Bolívar con su Hemiciclo de la Rotonda.

Además, el barrio Las Peñas, es un lugar clásico y colorido. Tiene 444 escalones que están enumerados y cuidadosamente arreglados. Lo que la Alcaldía hizo, con este barrio, es un ejemplo a seguir para todo el cono suramericano. Esto, porque convirtieron un lugar peligroso en uno de sus atractivos turísticos más importantes.

Pero además, de su clima caliente y sus hermosos lugares, Guayquil es conocido por su chocolate. Es por eso, que no se puede perder de la experiencia de conocer a fondo las plantaciones de cacao. En este recorrido usted recibirá una clase práctica de cómo se elabora chocolate, allí vivirá una increíble experiencia de sabores.

Si lo que quiere es aventurarse en una experiencia con la naturaleza, la reserva ecológica ‘Manglares Churute’ tiene lo que usted necesita, un área de 49000 hectáreas de bosque, allí habitan 130 especias de aves que podrá apreciar. Además, compartirá co numerosos ejemplares de monos aulladores y capuchinos.

EL DATO

Y si de hospedaje se trata una de las opciones es el hotel Courtyard by Marriott, ubicado a pocos minutos de San Marino Shopping Center y del Centro  Comercial Policentro. Además está a solo 7 minutos del aeropuerto internacional y a 15minutos del Malecón y el barrio Las Peñas.

Habitaciones: se sentirás como en su propia casa en una de las 144 habitaciones con aire acondicionado, refrigerador y televisión LCD. El baño privado con ducha cuenta con bañera combinada.

Servicio: es posible escoger entre las varias instalaciones recreativas ofrecidas, que incluyen piscina al aire libre y gimnasio abierto las 24 horas.

Para comer: cuenta con un restaurante a su disposición, o la posibilidad de comprar algo de comer en su snack-bar o delicatessen. Disfrute también de su bebida favorita en el bar o salón tipo lounge.

Guayaquil no solo es un destino turístico, por ser la segunda ciudad más grande de Ecuador también se ha convertido en una destino empresarial. Así que si usted viaja a trabajar aproveche y conozca los sabores y colores de este gran lugar.