FOTOS: volcán Popocatépetl pone en alerta a México

La alerta amarilla fase 3 implica que las autoridades deben estar preparadas para posibles evacuaciones

El temible y a la vez exuberante volcán Popocatépetl vuelve a rugir con fuerza, por eso las autoridades mexicanas elevaron a nivel 3 la alerta este jueves 28 de marzo.

El Popocatépetl es un volcán activo localizado en el centro de México, en los límites territoriales de los estados de Morelos, Puebla y Estado de México. Se localiza a unos 72 kilómetros al sureste de la Ciudad de México, 43 km de Puebla, 63 km de Cuernavaca, y 53 km de Tlaxcala.

“A la población recomendamos elevar su atención a los avisos de las autoridades de su localidad y, por supuesto, les exhortamos a no acercarse al volcán, como hemos venido recomendando, y mucho menos al cráter”, advirtió David León, jefe de la Coordinación Nacional de Protección Civil de México.

 

Volcán Popocatépetl en semáforo 3

Citado por La Vanguardia, León indicó además que la Coordinación Nacional de Protección Civil ha decidió modificar el semáforo de alerta volcánica de amarillo fase 2 a amarillo fase 3, como medida preventiva ante los cambios que se han venido observando en el volcán.

El semáforo amarillo fase 3 se activa cuando el volcán tiene una actividad alta, con explosiones fuertes, fumarolas, caída leve de cenizas y emisiones de gases, indica el Centro Nacional de Prevención de Desastres (Cenapred).

El Cenapred informó el jueves que se había han detectado 61 exhalaciones acompañadas de vapor de agua, gases volcánicos y bajo contenido de ceniza.

La alerta amarilla fase 3 implica que las autoridades deben estar preparadas para posibles evacuaciones.

El nivel posterior al semáforo amarillo fase 3 es el semáforo rojo fase 1, en el cual la actividad volcánica supone un peligro para la población, con lanzamiento de fragmentos incandescentes y caída importante de cenizas.

El pasado 19 de marzo, el Popocatépetl registró una explosión con emisión de ceniza que se expandió a una altura de 1,2 kilómetros, arrojando fragmentos a 2,5 kilómetros en sus adyacencias.

Te recomendamos en video: