Queso crema de frutillas: tu nueva tentación favorita

Puede ser excelente para untar sobre galletas dulces o incluso, para el pan.

El queso crema es la base de muchas recetas. En repostería, suele cumplir funciones en la elaboración de coberturas, cremas y glaseados, aunque también se puede usar para aperitivos salados.

Como es tan versátil, aplica para probar cosas nuevas, como esta receta de queso crema de frutilla. Cuando lo compras, el queso crema viene con su sabor original, pero puedes convertirlo en lo que quieras agregando frutas.

Ingredientes

  • 175 gramos de queso crema bajo en grasa
  • 130 gramos de frutillas maduras
  • 4 cucharadas medianas de azúcar (o si quieres, de endulzante)
  • Extracto de vainila

Preparación

Para lograr esta receta, es importante que antes que todo, ablandes el queso crema. Como lo mantenemos refrigerado, suele tener una consistencia bastante dura, pero hay un truco para solucionarlo.

Busca una espátula y bátelo. Eso ayudará a que se caliente un poco y que se ablande lo suficiente. Agrega el azúcar y continua. Preocúpate de lavar bien las frutillas, córtalas en trozos muy pequeños y luego, agrégalas al recipiente con el queso crema ya batido.

Sigue revolviendo con una espátula (tipo lengua de gato) y mezcla hasta que tenga aspecto homogéneo. Si quieres, también puedes mezclar todo en la licuadora, pero en ese caso, tomará una contextura más líquida.

Si te gusta, puedes finalizar con unas cucharadas de extracto de vainilla. Tienes que mantener tu queso crema de frutillas en el refrigerador y si lo vas a usar, sácalo sólo unos segundos antes.