En 30 años la Tierra alcanzará un calentamiento crítico

Todo tiene un límite, de no ponerlo nosotros superaremos los de la Tierra en 30 años según 3 estudios.

No hemos sido capaces de frenar las emisiones de efecto invernadero y llego a pensar que ni nos tiene muy preocupados. De acuerdo con 3 estudios, la Tierra superará un nivel de temperatura en 30 años que será crítico para seguir con nuestra vida tal como la conocemos.

Dos de estos informes se publicaron en la revista Nature en el marco de la Cumbre sobre el Clima de la ONU, en la que urge un nuevo plan global para la protección del clima. En 2013 las emisiones derivadas de la quema de combustibles fósiles y la producción de cemento aumentaron un 2,3% llegando a 36.000 millones de toneladas según Global Carbon Project.

Según el Centro Internacional para el Estudio del Cambio Climático y Medioambiental (CICERO), la tendencia indica que en 30 años llegaremos a la cuota de 1,2 billones de toneladas de emisiones. Alcanzar este límite es muy fácil con el ritmo que traemos, aguantar las consecuencias no tanto.

Una vez que lleguemos a esta cuota, la temperatura podría aumentar de 2 a 4 grados más. A nadie le hace daño un poco de calor, sobre todo si estás en la playa pero hasta con eso habrá que tener cuidado porque el mar aumentaría de manera drástica y en otros lados, las sequías serán letales.

Para mantener la cuota, las emisiones globales deberían reducirse un 7% cada año, pero esto no parece ser posible ya que hay países poco comprometidos con esta meta.

China, el peor de todos

China emite más CO2 que Estados Unidos y la Unión Europea, que por cierto es de los pocos lugares en los que las emisiones se redujeron en 1,8%. El país asiático emite 45% más CO2 por persona que el promedio mundial.

De acuerdo a un artículo de Nature Geoscience, China es el responsable del 27,7% de las emisiones de 2013, seguido de Estados Unidos con 14,4% y los 28 países de la Unión Europea con 9,6%. La producción de cemento genera el 5% de las emisiones totales de carbono ya que que la piedra caliza con la que se fabrica genera CO2 a altas temperaturas además de consumir cantidades enormes de combustibles fósiles.

Es una pena que después de ver esta situación, de la que los países están totalmente conscientes, se siga apoyando la explotación de combustibles fósiles más que a la investigación y adopción de energías renovables. Llegaremos a un punto tal en el que provocar fenómenos naturales como la captura de carbono a través de algas, por ejemplo suponga también un peligro para los océanos.

La mayoría de nosotros no dirigimos un país, ni tenemos compañías contaminantes, pero podemos hacer pequeñas cosas desde donde estamos. Junto a otras personas podemos ayudar a cambiar un poco el mundo en el que vivimos porque estoy segura que en 30 años, muchos de nosotros seguiremos aquí.