Helado vegano de té chai

Una perfecta alternativa para el postre que va a satisfacer a cualquier paladar.

Perfección, no hay otra palabra para describir este helado: cremoso, delicioso y sin nigún daño a ningún animal. Si eres un amante del té chai y además llevas este estilo de vida o conoces a alguien con estas cualidades, qué mejor manera de demostrarte o demostrarles tu amor que preparando este excelente postre. Su consistencia es perfecta y su sabor inigualable, así que no esperes más y prepáralo.

Tiempo de elaboración | 2 horas
Dificultad | Fácil
Personas | 4

Ingredientes

  • 1 1/2 tazas de nueces de la India, déjalas remojando de 4 a 6 horas en agua tibia o déjalas remojando durante la noche
  • 1 taza de leche de almendras ó leche de arroz
  • 3 bolsitas de té chai ó cuatro cucharadas de te chai de hoja suelta
  • 1/4 taza de aceite coco, derretido
  • 1/4 taza de nectar de agave ó miel de maple
  • 1/4 taza de azúcar de caña
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
  • 1/2 cucharada de canela en polvo

Cómo preparar helado vegano de té chai

1. Deja enfriar, en el congelador, un recipiente de metal durante la noche.
2. Drena las nueces de la India.
3. En 3/4 de taza de agua hirviendo prepara el té chai, de preferencia deja que repose al rededor de 10 minutos para que quede fuerte. Una vez pasado el tiempo, retira las bolsas o las hojas y déjalo enfriar en el refrigerador.
4. Coloca todos los ingredientes en una licuadora y licua de 3-4 minutos hasta que obtengas una mezcla cremosa.
5. Vierte la mezcla en el recipiente de metal frío y bate. Mételo al congelador durante 30 minutos, sácalo y bate bien. Vuelve a introducirlo en el congelador y repite durante aproximadamente 2 horas o hasta que consigas la textura deseada.
6. Sirve con un poco de canela en polvo y, ¡disfrútalo!

Como sugerencia, agrega un poco de coco rayado para agregar un poco de textura.

Fuente: laguíavegana