Sopa de ajo asado

No solamente es deliciosa en tiempos de frío, sino que además protege contra los resfriados ¡no la pierdas de vista!

¿Está lloviendo y hace frío? Una deliciosa sopa de ajo te hará olvidarte de todo y ser feliz en casita si estás en el hemisferio sur. Además, sus propiedades te protegerán contra gripas y resfriados. ¿Suena bien? ¡Sabe mejor! Aprende a prepararla.

Ingredientes

  • 2 cabezas de ajo
  • 2 cucharada de aceite de oliva extra virgen
  • 3 chalotas medianas picadas
  • 1 coliflor grande cortada en trozos
  • 6 tazas de caldo
  • sal y pimienta al gusto

Cómo preparar la sopa de ajo asado

  1. Precalienta el horno a 200ºC, quita la piel blanca de los ajos pero deja los dientes intactos, barniza dos hojas de aluminio con aceite de oliva, envuelve con ellas las cabezas de ajo (con el aceite hacia adentro) y hornea durante 35 minutos
  2. Deja que se enfríen un poco y luego aplástalas un poco: la pulpa asada del ajo saldrá sin esfuerzo; resérvala
  3. En una olla, calienta 1 cucharada de aceite y dora en él las chalotas picadas
  4. Agrega el ajo y el resto de los ingredientes; tapa y deja hervir de 15 a 20 minutos
  5. Licua la mezcla y sazona con sal y pimienta

Sirve acompañada de croutones o zanahoria rallada.

Fuente: Healthful Pursuit