logo
Lifestyle 03/12/2013

Mordiditas de cheesecake – Santa

Si sigues en busca del postre navideño ideal para tus cenas de navidad, no busques más y prepara estos ricos gorritos navideños.

Por : Ana Diaz

Yo insisto en que los mejores regalos de navidad serán siempre deliciosa comida hecha por ti mismo. En serio, no hay detalle más especial que ese manjar que alguien pasó horas preparando en la cocina con mucho amor y delicioso sazón. Este año queremos darles muchas opciones que son sencillas de preparar y además deliciosas.

Esta receta, por ejemplo, es ideal para una cena navideña con amigos donde además se sirva chocolate caliente con menta, o quizás incluso (si hace mucho frío), vino caliente al estilo alemán. ¡Díganme si no suena delicioso!

Tiempo de elaboración | 6 horas
Dificultad   | Fácil
Personas  | 10

Ingredientes

  • 18 Oreos finamente trituradas
  • 2 1/2 cucharadas de mantequilla derretida y separada
  • 2 paquetes de queso crema, ablandado
  • 1/4 taza + 2 cucharadas de azúcar granulada
  • 2 huevos grandes
  • 1/2 cucharadita de extracto de vainilla
  • 1 1/3 tazas de chispas de chocolate blanco
  • 1/2 taza + 1/3 taza de crema de leche, dividida
  • 25 fresas frescas, lavadas y desinfectadas
  • Azúcar en polvo 2 cucharadas

Cómo hacer mordiditas de cheesecake con gorrito de Santa

Precalienta el horno a 160 grados C. Cubre tus moldes para el pastel con dos hojas de papel aluminio. Engrásalas bien con mantequilla.

En un tazón , usando un tenedor mezcla las galletas Oreos trituradas y 2 cucharadas de mantequilla derretida hasta que la mezcla se combine bien y quede humedecida de manera uniforme. Presiona la mezcla firmemente en el fondo del molde. Usa un baso para presionarla y que quede muy uniforme.

En un tazón grande, con una batidora a velocidad media- baja, mezcla el queso crema y el azúcar granulada hasta que esté suave, aproximadamente 30 segundos. Añade los huevos de uno en uno y el extracto de vainilla y mezcla hasta obtener una mezcla homogénea.

En un recipiente aparte, calienta los pedacitos de chocolate blanco con 1/3 taza de crema de leche con la mitad de la fuerza, en intervalos de 30 segundos. Vierte la mezcla de chocolate blanco derretido en la mezcla de queso crema y combina a velocidad baja hasta que se integren. Dale algunos golpecitos al recipiente para liberar algunas burbujas de aire y vierte la mezcla sobre la capa de galletas de los moldes.

Horneadurante 40 minutos y luego apagua el horno y sin abrir la puerta del horno, permite que el cheese cake se asiente 15 minutos. Retira del horno y deja reposar a temperatura ambiente durante 30 minutos, luego cubre con papel plástico y congela durante 3 horas o refrigera durante 6.

Una vez que el pastel esté totalmente refrigerado y frío, retira del congelador o refrigerador y retíralo del molde con cuidado. El papel aluminio, o encerado te ayudarán en esta tarea. Corta el pastel de queso en cuadrados (un poco más grande que la anchura de tus fresas).

En un tazón, usando un mezclador de mano eléctrico fijado a velocidad alta , bate la 1/ 2 taza de crema de leche restante hasta que se formen picos suaves, a continuación, añade el azúcar en polvo y mezclar hasta que se formen picos duros .

Para armar: corta una parte superior plana en cada fresa y coloca la cara lisa hacia abajo sobre la parte superior de la tarta de queso. Llena una manga pastelera (o una bolsa y corta una pequeña punta de esquina) con crema batida endulzada y coloca la crema alrededor de la fresa y luego terminar con una pequeña cantidad sobre la parte superior del ” sombrero “.

Sirve de inmediato. Si quieres, puedes hacer el pastel con un día de anticipación, pero es preferible que lo armes el mismo día que lo servirás.

Fuente: Cooking classy