Casquitos de guayaba

Una opción fácil para comer guayabas de postre, ¡y guardarlas más allá de lo que dura la temporada!

La temporada de guayabas dura varios meses para el gusto de todos los que adoramos su delicioso olor y sabor. Contienen mucha vitamina C, lo cual las vuelve grandes aliadas en las temporadas de frío. Sin embargo, parece que son tan ricas al natural que pocas son las recetas que llevan guayaba.

Hacerlas en almíbar es muy sencillo y de esta manera se pueden conservar durante meses siempre y cuando las empaquemos al vacío. Después se pueden acompañar con queso o queso crema: los sabores y texturas contrastarán y darán como resultado un postre a la altura de la alta repostería.

Ingredientes

  • 2 kilos de guayabas
  • Azúcar morena
  • Canela recién molida
  • Agua pura
  • Queso doble crema
  • Anís (opcional)

Cómo preparar los casquitos de guayaba

  1. Lava las guayabas, corta el rabo y pélalas. Quítales la pulpa hasta que queden huecas, como una especie de casco
  2. Colócalas al fuego con la llama baja; cúbrelas con agua y añade dos tazas de azúcar, la canela y el anís
  3. Deja cocer sin tapar por aproximadamente una hora y media, hasta que se forme un almíbar, las guayabas estén blandas y toda la casa huela delicioso
  4. Sirve con el almíbar y acompaña con un trozo de queso

 

Fuente: Shirin Repostería