Alimentos que previenen las infecciones en vías urinarias [Remedios Caseros]

¿Te pasó otra vez y estás desesperada? Aquí una lista que te será muy útil para prevenir esas desagradables infecciones.

Creo que uno de los peores problemas de salud que he tenido en la vida, fueron un montón de infecciones en vías urinarias seguidas. Y además terribles, una peor que la anterior. Infecciones a las que  los antibióticos parecían hacer más fuertes en vez de apaciguarse.

Son más frecuentes en mujeres que en hombres, por tanto siento que les hablo en confianza, chicas. Son de las razones más comunes para visitar a un doctor. La verdad es que no sentí alivio real al respecto hasta que hice algunos cambios en mi dieta, alimentos que pueden ayudar.  Claro, una buena parte consiste en mantener siempre una buena higiene, pero, también, recae en gran medida en tu alimentación para evitarlas y alejarlas de nuestra vida por una buena temporada.

Agua

Muy bien, no es estrictamente un alimento, pero es sumamente importante en tu dieta y consumo diario. Mantenerte hidratada es la clave para evitar una infección. Estar deshidratado le causa estrés a tus órganos, lo cual puede bajar tus defensas y hacerte vulnerable a las infecciones. Además, el agua ayuda a que la orina se diluya, lo que ayuda a sacar todas esas bacterias de tu sistema.

water-2.jpg

(CC) StockPhotosforFree.com | Flickr

Arándano

Son tus aliados para justo ese momento en que comienzas a sentir la molestia. Si tomas jugo de arándano justo cuando empiezas a sentir la infección, puedes prevenirla o al menos sentir alivio de los síntomas. Eso sí, que no sea uno de esos jugos-coctéles o de los que tienen mucha azúcar agregada, porque no te ayudarían mucho. Todo lo contrario, le estarías dando a las bacterias algo de qué alimentarse y no queremos eso. Si te es posible, mejor come arándanos directamente o busca jugos sin azúcar agregada, son un poco difíciles de encontrar, pero existen.

arandano.jpg

(cc) brunosan |Flickr

Vitamina C

Asegúrate de tomar un suplemento diario de vitamina C, o en su defecto, frutas y verduras que la contengan. La vitamina C aumenta el nivel de acidez de la orina, lo que ayuda a disminuir el número de bacterias dañinas que están presentes en el sistema urinario. Por suerte para nosotros, la vitamina C puede ser deliciosa. La encuentras naranjas, fresas, coles de Bruselas, tomate, melón y pimiento rojo dulce.

vitaminc.jpg

(CC) Keith Williamson | Flickr

Bicarbonato de Sodio

No por nada es uno de los elementos más mágicos y versátiles de la cocina. Una de las maneras que puedes tratar una infección urinaria leve (síntomas que duran menos de dos días) es agregar una cucharadita de bicarbonato de sodio en un vaso de agua para ayudar a disminuir los síntomas. El bicarbonato de sodio sirve para neutralizar el ácido en la orina, lo que ayuda a acelerar tu recuperación.

baking.jpg

(CC) katerha | Flickr

Qué evitar

Claro, aquí también hay algunos elementos que puede ser necesario evitar para que no contraigas la infección, o en su defecto que no se vuelva en una cosa más grande. Queremos esas incomodísimas infecciones urinarias tan lejos de nuestra vida como sea posible.

Aléjate de la lactosa

Sobre todo de la leche. Este fue un consejo que me dio un médico tradicional chino, y desde que me alejé de la leche no he tenido una sola infección en más de un año, después de pasar por un periodo de 7 meses de tenerlas todo el tiempo. Además, hay muchas razones más para dejar la leche. Entre ellas, y más allá de la intolerancia a la lactosa, dejar la leche te hará bajar de peso.

Corta tu consumo de cafeína, tés y gaseosas

La cafeína, el azúcar y las gaseosas ponen a tu vejiga en estrés, además de que aumentan tus niveles de azúcar en la sangre, así que al menos durante esos días de infección, aléjalos un poco.

Corta el consumo de carbohidratos

Muy importante, porque eleva tus niveles de azúcar en la sangre, y adivina de qué se alimentan esas desagradables (por no decir malditas), bacterias, exacto, de azúcar. Una de las tácticas militares más antiguas del mundo es rodear a tu enemigo y matarlo de hambre. Aplica también para las bacterias, ¿no?

Espero esta guía les sea útil. La verdad es que no hay nada más desesperante que tener una de esas infecciones, así que ya tienen lo necesario para alejarlas por siempre de sus vidas.

Fuente: Allwomenstalk