Halliburton destruyó pruebas relacionadas con caso BP

La empresa de servicios petroleros acepta multa por 200,000 dólares y 3 años de supervisión.

En un giro totalmente inesperado, Halliburton se ha declarado culpable ante el Departamento de Justicia de Estados Unidos, por haber destruido pruebas relacionadas con la plataforma petrolífera Deepwater Horizon. Con este movimiento la empresa de servicios petroleros reconoce sus faltas y acepta las sanciones impuestas. A su vez, podría salir beneficiada a largo plazo, al exponer a British Petroleum (BP) y Transocean.

Entre mayo y junio de 2010, Halliburton destruyó informes y simulacros que concluían no haber diferencia en el uso de 6 y 21 collares de metal — conocidos también como centralizadores — para los cimientos del pozo; recordemos que su construcción fue ordenada en 1998 por R&B Falcon y entregada a su propietario final, Transocean, en 2001. Una vez instalada, Deepwater Horizon fue contratada y operada por BP Exploration.

En su momento, al considerar las proyecciones, Halliburton recomendó la implementación de 21 centralizadores; la petrolera por su parte, para ahorrar dinero de construcción, decidió utilizar sólo 6. Esos 200,000 dólares que BP no invirtió en su momento son nada comparado con la investigación de este caso en particular, sus consecuencias y las sanciones que siguen acumulándose — y las que faltan por contar de otros casos.

Al aceptar los hechos, Halliburton recibió una multa de 200,000 dólares y, además, sus actividades serán supervisadas por tres años, esto según al acuerdo realizado por aceptación de culpabilidad. Por su parte, la contratista petrolera ha realizado una donación voluntaria por 55 millones de dólares a la Federación Nacional de la Vida Salvaje (NWF, por sus siglas en inglés), organismo que encabeza los programas para el rescate y la restauración del daño ambiental en el Golfo de México.

En abril de 2010, Deepwater Horizon registró una explosión e incendio que resultó en 11 perdidas humanas, la destrucción de la plataforma con torres de perforación en aguas ultra profundas y el vertido de petróleo calculado en 780 millones de litros. Conocemos los daños causados a los ecosistemas vinculados, a las distintas especies de flora y fauna que la habitan. Hubo perdida de ejemplares y hasta se estudian los efectos en las personas que colaboraron en las obras de limpieza.

Las investigaciones sobre el caso Deepwater Horizon continúan, ahora con toda la colaboración de Halliburton. BP busca compartir la responsabilidad con empresas relacionadas con las operaciones de la plataforma petrolífera; seguirán echándose la bolita hasta que, como Halliburton, alguien más decida cooperar o BP encuentre la manera de exponer a los demás. Mientras tanto BP continúa con sus operaciones, derrames e impacto fuerte diferentes ecosistemas.

Links:

Fuente: Halliburton reconoce haber destruido pruebas sobre el vertido del Golfo de México (Público.es)
Foto: US Coast Guard