Prepara unos deliciosos rollos con galletas de chocolate

Una variante a los rollos de canela, clásico dulce que siempre le viene bien a todo.

Los rollos de canela son muy ricos y siempre vienen bien con una bebida caliente a la hora de desayunar o en la tarde. Y, por supuesto, las variaciones siempre son bienvenidas.

Hace unos días nos encontramos con esta receta de rollos rellenos con galletas de chocolate y nos pareció una idea increíble: un clásico dulce que siempre le viene bien a todo.

Rollos de galleta

Rinde 18 unidades
Receta de reposteria.tienda

Para la masa:

–        250ml leche tibia

–        25g levadura fresca

–        80g azúcar

–        90g mantequilla blanda

–        2 huevos L

–        ½ cucharadita de sal

–        600g harina

Para el relleno:

–        100g mantequilla blanda

–        130g azúcar

–        1 ½ cucharadas de cacao en polvo

–        12 galletas de chocolate

Para el glaseado (opcional):

–        130g azúcar flor

–        2 o 3 cucharadas de crema de leche, leche o agua

160724recetarollooreo031660x550.jpg

Instrucciones

  1. Calentamos la leche unos segundos en el microondas para que esté tibia, a unos 35 grados. Ponemos la leche en el bowl de la batidora. Puedes también hacer todo el proceso a mano.
  2. Desmenuzamos suavemente con las manos la levadura fresca y la disolvemos en la leche.
  3. Añadimos el azúcar y revolver.
  4. A velocidad baja incorporamos la mantequilla en trozos, seguidamente los huevos y la sal. Batimos a velocidad media un par de minutos hasta que todos los ingredientes se integren excepto la mantequilla, que quedará en trozos pequeñitos.
  5. A velocidad baja, añadimos poco a poco la harina y amasamos unos 4 minutos. Subimos la velocidad a media y batimos unos 5 minutos más. En este punto, debe quedarse una buena cantidad de masa en el gancho de la batidora al levantarlo, y el resto de masa no debe despegarse del todo del bowl. Si ves que está demasiado pegajosa, añade un poquito más de harina.
  6. Pasamos la masa a una mesa enharinada, amasar a mano 1 minuto más y formamos una bola.
  7. Rociamos con spray antiadherente el interior de un bowl, o lo pintamos con aceite. Colocamos la masa en el interior y tapamos el bol con papel film, también rociado en spray o aceite.
  8. Dejamos el bowl en un sitio cálido para que la masa leve y doble su volumen, aproximadamente 2 horas. Este paso dependerá mucho de la temperatura ambiente, a más calor, menos tiempo tardará.
  9. Mientras la masa acaba de subir, preparamos el relleno. En un bowl mezclamos el azúcar con el cacao en polvo. Por otra parte, troceamos las galletas, dejando algunos trocitos más grandes que otros. Por último, nos aseguramos de que la mantequilla esté muy blanda, incluso la podemos calentar unos segundos en el microondas para que sea más fácil extenderla. Reservamos.
  10. Cuando la masa haya subido, la aplastamos con el puño para quitarle el aire y la pasamos a la mesa enharinada.
  11. Estiramos la masa hasta formar un rectángulo de 35×50 cm y medio centímetro de grosor.
  12. Untamos la mantequilla por toda la masa, espolvoreando por encima la mezcla de azúcar y cacao, y finalmente repartimos los trozos de galleta.
  13. Enrollamos la masa por el lado más largo hasta formar un rollo, sellando bien el borde para que no se abra.
  14. Con un cuchillo bien afilado, cortamos el rollo en rollitos de unos 3 centímetros de grosor y los colocamos en uno o varios moldes engrasados. Dejaremos un poco de separación entre rollos, ya que luego crecerán. Tapamos los moldes con film y esperamos 1 hora y media aprox. hasta que vuelvan a crecer.
  15. Horneamos a 190ºC unos 20’ y dejamos que enfríen.
  16. Hacemos el glaseado: en un bol colocamos el azúcar flor y le añadimos 2 cucharadas de crema de leche, leche o agua. Vamos viendo la consistencia que queremos, y si está muy espeso le añadimos un poco más de líquido.
  17. Rociamos el glaseado sobre nuestros rollos y colocamos unos trozos de galleta encima.